País Por COVID-19

País dejaría de recibir cerca de $365 millones por ausencia de turistas extranjeros

Las restricciones mundiales sobre salidas y entradas a los países provocarán la falta de 262 mil llegadas internacional a Costa Rica.

El cierre de fronteras debido al COVID-19 dejó al sector turismo en una «temporada cero» que significará dejar de percibir alrededor de $365 millones durante abril.

Según datos del Instituto Costarricense de Turismo (ICT) en abril del 2019 ingresaron al país, por todas las vías, 262.016 turistas internacionales. La misma entidad calcula que cada visitante tiene un gasto promedio de $1.400, por lo que este mes sin visitas implicaría un total de $366.822.400 que no se recibirán.

Durante este primer mes sin ingresos internacionales para el turismo, la ministra de la cartera, María Amalia Revelo, aseguró que los esfuerzos se centran en seguir desarrollando la segunda etapa del plan de reactivación del sector turístico.

«En esta etapa estamos definiendo las acciones, el qué, cómo y cuándo, así como el presupuesto disponible para ejecutarlas luego de las múltiples reuniones que hemos tenido con las cámaras y asociaciones. La tercera fase será de revisión y análisis del plan por parte de la Junta Directiva y públicos interesados para luego ejecutar las acciones», explicó.

El cierre de fronteras en nuestro país se extendió hasta el 15 de mayo. Pese a que no existe fecha de reapertura, Revelo afirmó que el sector se prepara para el momento en que el turismo vuelva a ser una realidad a nivel mundial.

«Somos conscientes de que nuestros principales mercados emisores, como Estados Unidos y Europa, están sufriendo aún un notable impacto por esta pandemia global sin precedentes; sin embargo, debemos estar preparados para atender a los turistas que sí tengan la posibilidad de viajar cuando se relajen las medidas de confinamiento tanto en Costa Rica como en otras latitudes», dijo la ministra.

Según proyecciones incluidas en el Plan Nacional de Desarrollo Turístico (2017-2021), el sector estimaba un crecimiento del 5% en dicho período; no obstante, la llegada del Covid-19 cambiará los números esperados.

Turismo interno

Pese a que el turismo interno no se mide mes a mes, el ICT realiza cada tres años encuestas de hábitos vacacionales de los costarricenses dentro del país para conocer, principalmente, cuáles son las temporadas más importantes de viajes internos y cuáles son las zonas más visitadas.

«El costarricense, en promedio, realiza dos vacaciones dentro del país que incluye dormir en el destino escogido. Estas vacaciones generalmente se realizan en Semana Santa, en vacaciones escolares de medio año o de fin de año. Es de suponer, con suficiente lógica, que las medidas dadas por las autoridades de salud tuvieron un efecto directo para que las familias no salieran a vacacionar en esta Semana Santa y se hayan quedado en casa», indicó Revelo.

La Ministra aseguró que, ante este panorama, el turismo nacional tendrá un lugar preponderante para salir adelante con la crisis.

«No dudamos que serán los primeros que visitarán nuestras playas, volcanes, Parques Nacionales, entre otros sitios, cuando todo esto pase y volvamos a realizar actividades propiamente turísticas. Programas como ‘Vamos a Turistear’ buscan que el costarricense conozca las maravillas de nuestro país. Sin duda posterior a la crisis del Covid-19 este programa de fortalecerá con renovadas alternativas para promover el turismo interno», concluyó Revelo.

Suscríbase al boletín

Ir al contenido