Medidas sanitarias por COVID-19

Interrupción de flujo de mercancías en ambas fronteras mantiene en vilo al país

Cámaras exportadoras de toda Centroamérica están preocupadas por el eventual desabastecimiento de alimentos y medicamentos si no se resuelve la situación con los transportistas.

Se calcula que hay 1.659 furgones con contenedores detenidos, tanto en la frontera de Peñas Blancas, en Nicaragua, como en la de Paso Canoas, en Panamá. Cientos de transportistas se mantienen en sus cabezales, haciendo fila desde hace varios días, a lo largo de más de 17 kilómetros. Mientras, el Gobierno de Costa Rica se enfrenta a una fuerte presión empresarial y política, por las medidas sanitarias implementadas en sus fronteras para prevenir el contagio por parte de transportistas.

Empresas importadoras y exportadoras, no solo de Costa Rica, sino de toda la región centroamericana, alertan sobre un eventual desabastecimiento de medicamentos, productos de limpieza y alimentos.

Laura Bonilla, presidenta de la Cámara de Exportadores de Costa Rica (Cadexco), explicó a UNIVERSIDAD que la situación en las fronteras preocupa por el eventual desabastecimiento de alimentos y de materias primas que requiere el sector exportador costarricense, provenientes del resto de Centroamérica, los cuales en este momento no están pudiendo ingresar al país.

Durante el 2019, Costa Rica importó productos provenientes de Centroamérica por un valor de $1.105 millones. Se trata de textiles, artículos de plástico para envasado, jabones y preparaciones de limpieza, papel higiénico, cajas de papel y cartón; búnker, productos de panadería fina, carne bovina, frijoles comunes, café oro; tubos y accesorios de hierro, medicamentos, láminas y placas de plástico, cauchos, recipientes de aluminio, e insecticidas y fungicidas.

De acuerdo con cifras de Cadexco, el 92% de las exportaciones desde Costa Rica hacia Nicaragua y el Triángulo Norte de Centroamérica salen por vía terrestre. Cada mes, alrededor de 5 mil contenedores salen del país hacia esos destinos.

Centroamérica es el segundo socio comercial más importante del país y el año pasado Costa Rica exportó a la región más de 2.000 productos por un valor de $2.445 millones.

Durante 2019, los principales productos exportados por el país a Centroamérica fueron jarabes y concentrados para la preparación de bebidas gaseadas, salsas y preparaciones, envases de vidrio, leche y nata, medicamentos, pañales, antisueros; materiales y cables eléctricos, pinturas y barnices, y tubos y accesorios de tubería de plástico.

FURGONES SE REGRESAN

Tanto los directivos de las cámaras exportadoras como las autoridades del Gobierno costarricense afirman que aún es muy temprano para poder cuantificar pérdidas; además,  aseguran que, por el momento, no hay desabasto.

Silvia Cuéllar, directora ejecutiva de la Corporación de Exportadores de El Salvador (Coexport), expuso el martes en una conferencia de prensa virtual que el desabastecimiento se dará progresivamente si la situación no se arregla. Por ejemplo, uno de los principales productos que exporta El Salvador hacia Costa Rica es papel higiénico. También comentó que hay que cuantificar la pérdida de tiempo y de ingresos de los transportistas que están varados.

Fanny Estrada, directora de relaciones institucionales de la Asociación de Exportadores de Guatemala (Agexport) e integrante de la secretaría de la Federación de Cámaras y Asociaciones de Exportadores de Centroamérica y el Caribe (Fecaexca), llamó la atención sobre el riesgo para los productos perecederos, razón por la cual numerosos furgones de Guatemala decidieron regresar hoy a su país de origen, con la carga.

TRANSPORTISTAS: POBLACIÓN DE RIESGO

El 15 de mayo, el Gobierno costarricense firmó dos decretos con medidas sanitarias que proponen dos mecanismos para el transporte de carga que debe entrar al país, el cual limita al mínimo la entrada de transportistas foráneos.

El Ministro de Seguridad Pública, Michael Soto, aclaró que el primer mecanismo es el convoy sanitario, que ya se ha ejecutado tres veces. Consiste en que los camiones con materias primas o productos, que ingresan por la frontera norte y su destino final no es Costa Rica, son custodiados por policías, hacen paradas estratégicas y toman precauciones para evitar el contagio.

Según Soto, el país está preparado para empezar a ejecutar el segundo mecanismo, que es el de enganche y desenganche de cabezales y furgones de carga (el furgón ingresa a la zona primaria, se desengancha la mercadería del cabezal, el transportista regresa a su país de origen y la mercadería la toma un transportista nacional y la entrega).

Sin embargo, tanto gremios de transportistas como la Fecaexca, Cadexco y la Cámara Nacional de Transportes de Carga (Canatrac) consideran que estas disposiciones son poco viables para realizar las operaciones de desenganche, enganche y relevo.

Al respecto, el ministro de Salud, Daniel Salas, informó que los transportistas centroamericanos han jugado un papel importante en el aumento de casos de los últimos días, y detalló que 38 de los 882 casos confirmados en el país –al 19 de mayo– corresponden a transportistas o contactos primarios o secundarios de este. “El riesgo es tal que solo uno de esos casos logró contagiar a 18 personas”, indicó el jerarca.

Desde hace 15 días el país no permite el ingreso de transportistas con síntomas de COVID-19. Hasta el momento, 61 transportistas extranjeros han dado positivo en las pruebas realizadas por el personal de salud en frontera.

VALORAN PLAN “B”

La ministra de Comercio Exterior de Costa Rica, Dyalá Jiménez, afirmó este martes que el diálogo continúa con los gobiernos de la región y con el sector privado, mediante el cual que se acordó conformar un grupo regional que construya un protocolo para el transporte de mercancías, basado en evidencia científica, de aquí al lunes. No obstante, mencionó: “Estamos viendo que tal vez un plan B sería mejor”, y agregó que necesitan que se empiece a abrir el tránsito en las fronteras de los países vecinos para probar si el plan del Gobierno costarricense funciona.

SUSCRÍBASE A LA EDICIÓN SEMANAL EN FORMATO DIGITAL.Precio: ₡12.000 / añoPRECIO ESPECIAL

0 comments