País

Cuatro cantones tuvieron incrementos entre 78% y 800% de casos COVID-19 en últimas dos semanas

Datos de Barva, Vázquez de Coronado, Río Cuarto y Poás reflejan aumento de contagios.

La Comisión Nacional de Emergencias (CNE) dio a conocer este martes que los cantones de Barva, en Heredia, Poás y Río Cuarto, en Alajuela, y Vázquez de Coronado, en San José, así como el distrito de Pital de San Carlos, pasarán a alerta naranja, luego de un incremento importante en los casos de COVID-19.

Según un comunicado de prensa de la institución, estas localidades tuvieron aumentos de entre el 78% y el 800% en el número de contagios, durante las últimas dos semanas, lo que obliga a la medida. Únicamente Río Cuarto no contaba con la alerta temprana emitida por las autoridades cuando se presenta aumento de consultas por síntomas asociados con la COVID-19.

El cantón de Río Cuarto fue el de mayor porcentaje de incremento en casos y el único que no contaba con una alerta temprana.

Por otra parte, Belén y San Isidro en Heredia, así como Escazú y Puriscal en San José lograron reducir sus contagios, por lo que pasaron a alerta amarilla.

Crecen internados en cuidados intensivos

Para este martes, el Ministerio de Salud reportó 897 casos nuevos de COVID-19, de los cuales 224 son por nexo epidemiológico y 673 por laboratorio. El total de contagios asciende a 42.184, con 19.705 mujeres y 22.479 hombres.

448 personas se encuentran hospitalizadas, 149 de ellas en cuidados intensivos, la cifra más alta desde el inicio de la pandemia. Además, siete personas fallecieron durante las últimas 24 horas con causas relacionadas a la enfermedad, por lo que el total de decesos llegó a 443.

La cifra de personas recuperadas es de 16.270: 13.586 adultos, 862 adultos mayores, 1.737 menores de edad y 85 se encuentran en investigación.

Bares podrán reconvertise en sodas o restaurantes

El Ministerio de Salud también informó que permitirá que bares, cantinas y tabernas sean utilizados como restaurantes, sodas y cafeterías.

Para hacer efectiva la reconversión, los dueños de dichos locales deberán contar con permiso sanitario de funcionamiento vigente y hacer la solicitud, mediante correo electrónico, al Área Rectora de Salud respectiva.

Además, deberán comprometerse a cumplir y respetar los requisitos, lineamientos y protocolos que emitan las autoridades para el funcionamiento restaurantes, sodas y cafeterías, una declaración jurada de que su establecimiento cumple con los requisitos para funcionar en esta modalidad y una autorización para que se clausure de inmediato el establecimiento si se falta a alguno de los requisitos.

«Una vez que el permisionario presente la solicitud con los requisitos quedará autorizado para hacer el cambio de su giro comercial de bar, cantina y taberna a restaurante, soda y cafetería, sin necesidad de que la autoridad del Área Rectora de Salud emita acto administrativo», informó el Ministerio de Salud, en un comunicado de prensa.

Ir al contenido