Mundo

Corte Suprema de EEUU ratifica condena definitiva al herbicida Roundup de Monsanto (Bayer)

La Corte Suprema de EEUU rechazó la apelación del gigante Alemán, lo que confirma la sentencia a pagar 25 millones de dólares al jubilado Edwin Hardeman quien atribuye su cáncer al herbicida Roundup, y abre la posibilidad a más de 30.000 denuncias similares. Bayer afirma haber reservado 4.500 millones, para hacer frente a esos casos, pero reitera que el glifosato es inofensivo.

Washington, Estados Unidos

La Corte Suprema de Estados Unidos rechazó este martes un recurso de Monsanto, propiedad del grupo alemán Bayer, ratificando en forma definitiva la sentencia que le condenaba a pagar 25 millones de dólares a un jubilado que atribuye su cáncer al herbicida Roundup.

El tribunal no ha justificado su decisión, que puede acarrear graves consecuencias al grupo, objeto de más de 30.000 denuncias similares. Bayer afirma haber reservado 4.500 millones de dólares adicionales para hacer frente a nuevos procedimientos judiciales.

Después del anuncio, la acción de Bayer caía 4,07% hasta los 60,79 euros (64,18 dólares) en la Bolsa de Fráncfort.

«Bayer discrepa respetuosamente con la decisión de la Corte Suprema», pero «está completamente preparado para afrontar el riesgo legal asociado con posibles futuras denuncias en Estados Unidos», reaccionó el grupo en un comunicado.

La compañía dice «no admitir ningún fallo ni responsabilidad» y «sigue apoyando sus productos Roundup, una herramienta valiosa para una producción agrícola eficaz en el mundo».

La decisión del tribunal de no intervenir deja en pie la condena en apelación a Monsanto en la denuncia presentada por Edwin Hardeman, a quien se le diagnosticó un linfoma de Hodgkin en 2015.

Edwin Hardeman fue uno de los primeros en demandar a Monsanto, afirmando que su cáncer se debió al herbicida que usó en su propiedad durante 25 años y acusó al grupo de engañar a los usuarios asegurando que el glifosato era inofensivo.

Monsanto insiste en que ningún estudio ha concluido que Roundup, que se comercializa desde la década de 1970, y el glifosato son peligrosos.

El grupo alemán Bayer compró el estadounidense Monsanto en 2018 por 63.000 millones de dólares (59.600 millones de euros).

Suscríbase al boletín

Ir al contenido