Alemania considera nacionalización de empresas

Ministro de Finanzas dejó ver que esa medida es posible, si los efectos en la economía del coronavirus inciden en pérdida de liquidez en el sector privado.

El ministro alemán de Finanzas Alemán, Olaf Scholz, dejó ver la posibilidad de que el Estado asuma participación en algunos actores del sector privado en declaraciones ofrecidas durante el fin de semana,

Durante una entrevista concedida a la emisora pública Deutshclandfunk, reconoció que el gobierno está preparado para esto, a pesar de que se acaba de aprobar un fondo de €550.000 millones para apoyar a las empresas.

Ante la pregunta de si prevé la participación estatal en empresas y cómo se prepara para ello, Scholz recordó que se hizo algo similar durante la última crisis financiera en 2008 y 2009, “aunque se trató de otro sector, los bancos, puede ser que de repente las empresas tengan problemas de liquidez”.

Añadió que “ya hemos buscado ayudarlas con nuestro programa de créditos, para que eso no sea un problema de inmediato, sin embargo, es probable que en algún momento no tengan suficiente capital propio y estaremos preparados para aportar nuestra contribución con los fondos de estabilización del mercado financiero que instituimos hace más de diez años”.

Scholz forma parte del Partido Social Demócrata e integra el gobierno de Angela Merkel también como vicecanciller.

Ética y solidaridad

Este martes Scholz además afirmó que Alemania está «dispuesta» a emplear «la solidaridad europea» pero sigue rechazando mutualizar la deuda para hacer frente a la pandemia del coronavirus en la zona euro.

«Estamos dispuestos a la solidaridad, pero una solidaridad bien pensada», comentó al tiempo que hizo un llamado a priorizar los recursos presupuestarios de la Unión Europea hacia los países «con las necesidades más importantes», tanto desde el punto de vista sanitario como del económico.

Sin embargo, el funcionario insistió en rechazar la idea de emitir «coronabonos» como instrumento de deuda colectiva entre los 19 países de la eurozona. Se trata de una iniciativa solicitada por gobiernos de países como Francia, España o Italia, ante la crisis económica causada por la pandemia del COVID-19.

Ya desde el jueves de la semana pasada, la canciller Angela Merkel expresó su oposición a esos «coronabonos» e insistió en encarar la crisis con los medios europeos ya existentes, como el mecanismo europeo de estabilidad. La víspera, en una carta dirigida al presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, los mandatarios de nueve países europeos instaron a la creación de estos «coronabonos» para obtener fondos para enfrentar la crisis.

Varios dirigentes políticos, entre ellos los presidentes regionales de Liguria y Emilia Romaña, en el norte de Italia, así como numerosos alcaldes, reiteraron este martes ese llamado en el diario alemán conservador Frankfurter Allgemeine, donde piden a sus «queridos amigos alemanes» que cambien de idea.

Si «la Unión Europea no demuestra que existe ahora, desaparecerá», advirtieron los firmantes al urgir a Alemania a «tomar la buena decisión».

Criticaron también la posición de Holanda, el país más hostil a la iniciativa de los «coronabonos», y denunciaron la falta de «ética» y de «solidaridad» de los países del norte de Europa.

 

 

 

SUSCRÍBASE A LA EDICIÓN SEMANAL EN FORMATO DIGITAL.Precio: ₡12.000 / añoPRECIO ESPECIAL

0 comments