MARTA ELENA CONEJO VÍQUEZ ¢9,985,953
ABEL PACHECO DE LA ESPRIELLA ¢6,066,758
MANRIQUE SOTO PACHECO ¢11,632,507
NORA MARIA LIZANO CASTILLO ¢9,985,953
MIGUEL ANGEL RODRIGUEZ ECHEVERRIA ¢5,360,225
LUIS ALBERTO VIQUEZ ARIAS ¢7,802,059
EUGENIO MANUEL LAMUGUE ESPINOZA ¢11,395,762
OLGA MARIA ARROYO GUTIERREZ ¢10,696,860
YOLANDA CALDERON SANDI ¢8,973,897
CELIA ROSA GUTIERREZ ALFARO ¢7,221,427
MARTA ELENA CONEJO VÍQUEZ ¢9,985,953
ABEL PACHECO DE LA ESPRIELLA ¢6,066,758
MANRIQUE SOTO PACHECO ¢11,632,507
NORA MARIA LIZANO CASTILLO ¢9,985,953
MIGUEL ANGEL RODRIGUEZ ECHEVERRIA ¢5,360,225
LUIS ALBERTO VIQUEZ ARIAS ¢7,802,059
EUGENIO MANUEL LAMUGUE ESPINOZA ¢11,395,762
OLGA MARIA ARROYO GUTIERREZ ¢10,696,860
YOLANDA CALDERON SANDI ¢8,973,897
CELIA ROSA GUTIERREZ ALFARO ¢7,221,427
MARTA ELENA CONEJO VÍQUEZ ¢9,985,953
ABEL PACHECO DE LA ESPRIELLA ¢6,066,758
MANRIQUE SOTO PACHECO ¢11,632,507
NORA MARIA LIZANO CASTILLO ¢9,985,953
MIGUEL ANGEL RODRIGUEZ ECHEVERRIA ¢5,360,225
LUIS ALBERTO VIQUEZ ARIAS ¢7,802,059
EUGENIO MANUEL LAMUGUE ESPINOZA ¢11,395,762
OLGA MARIA ARROYO GUTIERREZ ¢10,696,860
YOLANDA CALDERON SANDI ¢8,973,897
CELIA ROSA GUTIERREZ ALFARO ¢7,221,427

Miles de ticos cobran varias pensiones a la vez (y eso es legal)

Por Hulda Miranda Picado hulda.miranda@ucr.ac.cr
Semanario UNIVERSIDAD con el apoyo de la Plataforma Periodística para las Américas, CONNECTAS
  • El caótico sistema jubilatorio de Costa Rica permite que más 17.000 personas reciban entre dos y cuatro pensiones simultáneamente de regímenes públicos, algunos cargados en su totalidad al Presupuesto Nacional. Entre ellos hay quienes tienen montos menores a un salario mínimo, pero también expresidentes, exdiputados, exmagistrados, docentes y sus familiares, que acumulan sumas millonarias de pensiones por las que no necesariamente cotizaron.
  • Manrique Soto Pacheco, exdirector del hospital San Juan de Dios. Tiene 86 años y recibe mensualmente el dinero de dos pensiones que se pagan con el presupuesto nacional y que juntas suman ¢11,5 millones en monto bruto y ¢5,5 millones, debido a que desde hace dos años debe pagar una contribución solidaria. Una de estas pensiones la obtuvo por su trabajo en el hospital y la otra por su labor docente.
  • Martha Elena Conejo Víquez, 73 años, bióloga y exprofesora. Recibe cada mes cuatro pensiones que, en conjunto suman un monto bruto de ¢9,9 millones y un neto de ¢7 millones. Trabajó en la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) y en la Universidad de Costa Rica (UCR), al igual que su esposo, por lo que dos de sus pensiones son por sucesión.
  • Nora María Lizano Castillo, 72 años. Exprofesora y viuda del expresidente de la Corte Suprema de Justicia, Luis Paulino Mora Mora. Recibe mensualmente dos pensiones que en monto bruto suman ¢11,3 millones, una por su trabajo y otra por sucesión. Tras una rebaja impuesta este año a las pensiones judiciales y otras reducciones de ley, el monto neto es de unos ¢6 millones..
  • Olga María Arroyo Gutiérrez, 70 años. Sus dos pensiones le reportan ingresos mensuales brutos de ¢10,6 millones. Recibe una pensión directa del magisterio y una heredada desde 1998 por su padre, quien fue diputado. Con las reducciones de ley, las pensiones suman ¢5,5 millones.
  • Luis Alberto Víquez Arias, exmagistrado y exprofesor. Recibe dos pensiones al mes que suman ¢7,7 millones de monto bruto y unos ¢4 millones en monto líquido (debido a la contribución solidaria que empezó a aplicarse desde abril de este año).
  • Miguel Ángel Rodríguez Echeverría (78 años) y Abel Pacheco de la Espriella (84 años) son expresidentes de la República y por haber desempeñado ese cargo reciben una pensión vitalicia por la que no cotizaron, que actualmente es de ¢3,8 millones. Además, cada uno percibe del régimen de Invalidez, Vejez y Muerte ¢1,5 y ¢2 millones, respectivamente.

Todas estas personas son parte de un universo de 17.400 multipensionados; es decir, personas que tuvieron la posibilidad de acceder a dos, tres o hasta cuatro pensiones de regímenes básicos públicos, ya sea por vejez, incapacidad o por la muerte de un familiar.

¿Por qué es posible esto? Porque Costa Rica tiene un complejo y fraccionado sistema jubilatorio compuesto por diversos fondos básicos que tienen cotizaciones y beneficios muy disímiles.

Estos  fondos se alimentan de aportes de trabajadores, pero como son insuficientes, el Estado también aporta cuotas mensualmente, como Estado y también como patrono, cuando se trata de empleados públicos.

Pero, además, hay regímenes que están cubiertos en su totalidad por el presupuesto nacional, porque nunca se crearon los fondos para sostenerlos o porque responden a leyes creadas para cargos especiales.

Este escenario ha permitido distintas maneras de ser multipensionado: personas que están protegidas por dos regímenes porque tuvieron empleos en diversas instituciones y aportaron a dos fondos distintos. También, quienes tienen jubilaciones especiales por haber ocupado cargos como diputados o presidentes, aunque no cotizaron por ellas.

Además están aquellas que heredaron la pensión de un familiar fallecido, como un grupo de cónyuges de exfuncionarios judiciales a quienes el Poder Judicial les aprobó las pensiones aun con criterios contrarios a lo que establecía la ley. (Vea nota aparte).

Estos hallazgos surgen de una investigación del Semanario UNIVERSIDAD realizada durante los últimos tres meses, con el apoyo de la plataforma periodística para las Américas, CONNECTAS.

UNIVERSIDAD solicitó las bases de datos y cruzó 329.500 registros de jubilados de los regímenes básicos públicos del país: Invalidez, Vejez y Muerte (IVM), de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS); la Junta de Pensiones del Magisterio Nacional; el Fondo de Pensiones y Jubilaciones del Poder Judicial y la Dirección Nacional de Pensiones (DNP) del Ministerio de Trabajo.

Fuentes: IVM, Jupema, Poder Judicial y DNP

Los multipensionados representan el 5% de jubilados del país y reciben el 8,6% del total del dinero que se paga en pensiones.

La mayoría de los multipensionados, más de 10.000, tienen al menos dos pensiones del régimen más grande del país, el del IVM, en el cual se encuentran la mayoría de trabajadores.

En este sistema, sin importar si la persona tuvo altos salarios –como es el caso de los médicos de la CCSS–, el tope máximo de jubilación es de ¢1,5 millones, una cifra que está muy por debajo de la que se puede tener en otros regímenes.

De hecho, los 17.400  multipensionados del país tienen un promedio de ingreso bruto de ¢733.000, y entre ellos también hay quienes, a pesar de sus varias pensiones, no reciben lo suficiente para salir de la pobreza.

Fuente: IVM, Jupema, Poder Judicial y DNP

Sin embargo, existe un reducido grupo de 100 personas cuyas jubilaciones superan los ¢5 millones y que consumen el 3,6% del total que se paga a los multipensionados.

Este  grupo se compone principalmente de personas que tuvieron altos cargos en la función pública: desde expresidentes, exdiputados, exmagistrados, exdocentes universitarios o sus familiares.

Cuando se les pregunta a las personas beneficiadas por estas pensiones, algunas las defienden como un derecho, pero también hay quienes, a pesar de recibir sumas millonarias, califican el fenómeno como “injusto” para un sistema jubilatorio que forma parte de la seguridad social y que por lo tanto debe ser solidario y equilibrado.

También hay casi 2.000 multipensionados cuyos ingresos mensuales superan el ¢1,5 millones, es decir, el tope establecido en el IVM.

La posibilidad de ser multipensionado no es ilegal, en términos generales. Sin embargo, pone en evidencia la desigualdad que caracteriza el sistema jubilatorio costarricense, en donde unos pocos concentran grandes sumas, que no se corresponden, necesariamente, con los aportes que hicieron durante su etapa laboral, pues, según la Superintendencia de Pensiones (Supén), en estos sistemas se recibe tres veces la contribución que hizo el trabajador.

Según el análisis de datos realizado por UNIVERSIDAD, en total, hay 16.700 personas que reciben dos pensiones, más otros 711 casos con el beneficio de tres pensiones y 22 personas que mensualmente obtienen cuatro pensiones a la vez.

Cantidad de personas multipensionadas por combinación de regímenes(Seleccione la combinación de regímenes que desea ver).
IVM
Régimen Especial
Poder Judicial
Magisterio Reparto
Magisterio Colectiva
regimen especial-regimen especial
r1
72
DORIS RODRIGUEZ MONGE, 299,343.00
JOSEFA ALICIA VARGAS LUNA, 295,806.00
EVANGELINA MORA REDONDO, 291,550.00
r2
111
DEBORA RUIZ RODRIGUEZ, 631,455.00
NORMA GUERRERO QUESADA, 626,664.00
MIGUEL ANGEL ZAMORA LORIA, 623,175.00
r3
61
LILLY HIDALGO SABORIO, 1,446,589.00
CARMEN MARIA QUESADA SEGURA, 1,426,488.00
CECILIA FERNANDEZ MARTINEZ, 1,417,940.00
r4
26
JULIETA BENAVIDES GAMBOA, 3,425,578.00
MARIA ELENA RODRIGUEZ SOLIS, 3,424,627.00
NELLY URBINA CASTRO, 3,375,441.00
r5
2
LUIS DIEGO QUESADA SAENZ, 4,432,559.00
VICTOR HUGO DIAZ ESPINOZA, 4,180,086.00
regimen especial-regimen especial-regimen especial
r1
0
r2
0
r3
1
BETTINA ROSALES RUIZ, 751,593.00
r4
0
r5
0
regimen especial-regimen especial-magisterio reparto
r1
0
r2
1
MARIA OLGA DE LOS ANGELES PACHECO MORA, 576,186.00
r3
4
MARIA ERNESTINA PINEDA ALANI, 1,225,246.00
RODRIGO VILLALOBOS DELGADO, 1,125,409.00
FLOR DE MARIA RODRIGUEZ CORDERO, 1,032,050.00
r4
3
CARLOS LUIS BERMUDEZ VEGA, 3,413,648.00
GRACE ROJAS FRANCO, 2,840,564.00
OLDEMAR ENRIQUE MOLINA HERRA, 1,843,719.00
r5
1
JAIME GILBERTO SCHMIDT GAMBOA, 6,180,168.00
regimen especial-regimen especial-ivm
r1
9
ELIDA JIMENEZ GARRO, 297,780.00
ELIDA PORRAS GARCIA, 293,898.00
CARMEN RAMIREZ CABEZAS, 288,030.00
r2
80
RAFAEL RIVERA FIGUEROA, 644,065.00
MARIA JOVITA CORRALES MENDEZ, 630,582.00
ALEXIS SOLANO CALDERON, 627,314.00
r3
21
ESPERANZA CASTRO MARADIAGA, 1,244,429.00
CLARY ELVIRA RODRIGUEZ RUIZ, 1,016,835.00
ROLANDO GUTIERREZ OREAMUNO, 998,360.00
r4
6
VIRGINIA ROMAN CARVAJAL, 2,725,836.00
LAURA EMMA VASQUEZ ARIAS, 2,724,526.00
MARIA ELENA DELGADO HERNANDEZ, 2,538,306.00
r5
0
regimen especial-regimen especial-ivm-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
3
MARIA MAGDALENA HERNANDEZ HERNANDEZ, 836,836.00
GREGORIO ORTIZ ORTIZ, 790,301.00
AURORA GOMEZ AGUILERA, 724,608.00
r4
0
r5
0
regimen especial-regimen especial-ivm-ivm
r1
0
r2
6
ROSA MARIA MORA ROMAN, 605,712.00
SINAI OROZCO MARTINEZ, 559,650.00
LUCILA ELEUTERIA BROWN PACO, 551,574.00
r3
0
r4
0
r5
0
regimen especial-magisterio colectiva
r1
0
r2
1
CARLOS MIRANDA CARBALLO, 331,171.00
r3
1
FULVIO VARELA VASQUEZ, 880,853.00
r4
0
r5
0
regimen especial-magisterio reparto
r1
1
RUTH MARGARITA MORA GONZALEZ, 298,424.00
r2
65
ROSAURA JIMENEZ JIMENEZ, 644,986.00
MELBA RAMIREZ AVENDA�O, 644,506.00
JUAN ALBERTO ROJAS PORRAS, 643,848.00
r3
264
LILLIAM ALVARADO LEITON, 1,496,132.00
LUZ MARINA VARELA BARQUERO, 1,491,912.00
MARIO QUIROS ZUIGA, 1,488,449.00
r4
172
LUIS ANGEL VILLALOBOS ROVIRA, 3,771,120.00
MARIA DEL SOCORRO CABALCETA ALVARADO, 3,750,908.00
ASYOLE VARGAS GUTIERREZ, 3,739,864.00
r5
40
MANRIQUE SOTO PACHECO, 11,632,507.00
OLGA MARIA ARROYO GUTIERREZ, 10,696,860.00
FEDERICO VARGAS PERALTA, 10,583,599.00
regimen especial-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
4
HAYDEE ZUIGA AGUILAR, 1,406,413.00
CLAUDIA MIRANDA ANGULO, 1,248,430.00
NELLY PORRAS ARGUEDAS, 1,105,055.00
r4
11
ELIZABETH ARAYA GROSSI, 3,646,742.00
ANTOINETTE BOURCART DEUCHLER, 3,382,373.00
ZAIRA MARIA HOFFMAN CARTIN, 2,890,825.00
r5
4
RAMIRO GAMBOA GUZMAN, 5,546,876.00
RAFAEL VILLEGAS ANTILLON, 5,538,749.00
MARIA ROSA GHISELLINI PICADO, 4,014,363.00
regimen especial-poder judicial
r1
0
r2
9
RUDECINDO SABORIO VALVERDE, 643,449.00
CARLOS HERNANDEZ RIVAS, 631,689.00
FERNANDO MONTERO VEGA, 620,910.00
r3
9
ZAIDA FLORES FLORES, 1,367,300.00
BLANCA ROSA MADRIZ BONILLA, 1,301,012.00
ELENA MONTOYA VILLALOBOS, 1,064,327.00
r4
12
LILIETTE HERRERA ZAMORA, 3,259,572.00
ANA MARLENE UMAA CORDERO, 2,950,699.00
JEANNETH MARIA RODRIGUEZ RODRIGUEZ, 2,925,987.00
r5
2
ALICIA BOGARIN PARRA, 7,167,805.00
MARIA EUGENIA RAMIREZ RUIZ, 3,859,983.00
regimen especial-poder judicial-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
1
VICTORIA CORTES RODRIGUEZ, 1,274,909.00
r4
0
r5
0
regimen especial-ivm
r1
2813
CONCEPCION MENA ARROYO, 299,961.00
ROSA MARIA HUERTAS ARIAS, 299,805.00
ROSA MARIA SOLANO RODRIGUEZ, 299,788.00
r2
1542
VILMA LOPEZ VINCENTI, 644,801.00
THAIS SALAZAR WELLS, 644,590.00
FRANCISCO HERNAN BARRIOS CERDAS, 643,178.00
r3
337
LILIANA LEITON SOLANO, 1,498,759.00
NIDIA UREA SANDI, 1,479,705.00
MARIA ELENA BENAVIDES LORIA, 1,475,062.00
r4
105
SOCRATES AGUILAR CORDERO, 3,743,465.00
VICTORIA EUGENIA VILLEGAS QUESADA, 3,662,043.00
ANTONIO RUIZ CHAVARRIA, 3,557,950.00
r5
21
GINNY ANA GONZALEZ PACHECO, 8,500,476.00
MARIA EUGENIA ESTELA OREAMUNO FUENTES, 8,185,445.00
ALBA LUZ FERNANDEZ LEON, 8,173,631.00
regimen especial-ivm-magisterio colectiva
r1
0
r2
4
BERTILA VILLAFUERTE VILLAFUERTE, 549,571.00
LIBIA ROJAS SALAZAR, 474,281.00
SOCORRO GALLEGOS TORRES, 387,760.00
r3
2
CARMEN MAGDALENA ROSALES ROSALES, 866,262.00
RUTH CASTRO ACOSTA, 828,564.00
r4
0
r5
0
regimen especial-ivm-magisterio reparto
r1
0
r2
15
ZARHAY GARCIA BEIRUTE, 640,795.00
LOBELIA DELGADO MOLINA, 622,186.00
LEILA CARRILLO LOPEZ, 612,972.00
r3
111
NIDIA MARIA ELENA LEANDRO MURILLO, 1,494,635.00
MARCELO ALFREDO RECIO RECIO, 1,467,801.00
EMILIA CERVANTES PARRA, 1,446,412.00
r4
19
MARIA ISABEL CASTRO QUESADA, 3,331,267.00
ZOILA LUZ CARRILLO ROJAS, 2,641,297.00
ZAIDA MORALES ALBAN, 2,534,307.00
r5
2
ROBERTO JOAQUIN AVILES CARRANZA, 5,952,838.00
MARIA VICTORIA GARCIA DE SU�OL, 4,161,436.00
regimen especial-ivm-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
0
r4
1
MARIA ELIZABETH CHACON JIMENEZ, 1,921,615.00
r5
0
regimen especial-ivm-poder judicial
r1
0
r2
0
r3
3
JOSEFINA ARTAVIA CORDERO, 1,140,455.00
LILLIAM DEL CARMEN CALDERON RODRIGUEZ, 864,451.00
MARIA CECILIA CARDENAS BENAVIDES, 691,918.00
r4
1
LIDY SOLERA ARCE, 2,613,355.00
r5
0
regimen especial-ivm-ivm
r1
4
CELIA ROSA ESQUIVEL LEITON, 299,000.00
MARIA EUGENIA NOGUERA CARAVACA, 289,571.00
LIGIA MONTERO OVIEDO, 252,102.00
r2
178
LILLIAM GOMEZ BONILLA, 639,333.00
MARIA AURISTELA MADRIGAL LOBO, 634,411.00
ARACELLY MIRANDA CHAVES, 627,302.00
r3
25
MARIA CECILIA CARMONA ELIZONDO, 1,495,199.00
OLGA MYRIAM BOZA FERNANDEZ, 1,239,893.00
YAMILET BLANCO SOTO, 1,184,122.00
r4
3
VIOLETA CADO CISNEROS, 2,599,022.00
INES TREJOS ARAYA, 2,523,009.00
YOLANDA TRIGO LOPEZ, 1,775,368.00
r5
0
regimen especial-ivm-ivm-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
1
JUAN HERNAN JIMENEZ JIMENEZ, 947,624.00
r4
0
r5
0
regimen especial-ivm-ivm-poder judicial
r1
0
r2
0
r3
1
RUTH ARMAS LEON, 892,842.00
r4
0
r5
0
regimen especial-ivm-ivm-ivm
r1
0
r2
1
MARIA ELENA GARCIA GONZALEZ, 548,313.00
r3
0
r4
0
r5
0
magisterio colectiva-magisterio colectiva
r1
1
MARTA ALICIA URIBE URIBE, 111,551.00
r2
0
r3
0
r4
0
r5
0
magisterio reparto-magisterio colectiva
r1
0
r2
0
r3
6
MARIA EUGENIA PERAZA CONTRERAS, 1,465,792.00
SANTIAGO ANGULO CHAVARRIA, 1,016,839.00
NELSON BRICE�O ROSALES, 936,662.00
r4
1
ILEANA ARTAVIA VALVERDE, 1,726,066.00
r5
0
magisterio reparto-magisterio reparto
r1
3
VICTOR MANUEL FALLAS CHINCHILLA, 279,440.00
ZEIDY ARIAS AVILA, 260,250.00
CARLOS LUIS VASQUEZ PEREZ, 156,159.00
r2
23
MARINA DE LOS ANGELES VARGAS LEON, 640,722.00
FRANCISCO JAVIER GONZALEZ MARIN, 619,649.00
ANA ISABEL MORERA VARGAS, 614,617.00
r3
529
FRANCISCO ARBUROLA PACHECO, 1,498,589.00
ELIAS JUAREZ RAMIREZ, 1,497,705.00
NORMA MARIA CUADRA CASTRO, 1,496,556.00
r4
482
LIGIA HERNANDEZ RAMIREZ, 3,780,862.00
ANA LUCIA DEL MILAGRO GUTIERREZ ESPELETA, 3,771,508.00
MAYELA SANDOVAL ARIAS, 3,760,777.00
r5
62
JUAN RENE REYES MEZA, 8,069,346.00
OLGA MARTA MENA PACHECO, 7,668,703.00
JOSE JOAQUIN CALVO GONZALEZ, 7,500,746.00
magisterio reparto-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
4
WILLIAM ROJAS CHAVES, 1,480,071.00
MARIA DE LOS ANGELES RODRIGUEZ SOLIS, 1,390,290.00
MARTA FELICIA BRICE�O DINARTE, 1,318,174.00
r4
8
MARIA CONCEPCION BRATTI VERDEJO, 3,148,751.00
NIDIA SANABRIA GONZALEZ, 3,032,978.00
MARIA REGINA GALLEGO LOPEZ, 2,746,469.00
r5
0
poder judicial-magisterio colectiva
r1
0
r2
1
ANA MARIA SANDOVAL SOLANO, 488,841.00
r3
2
LUZVINA SIBAJA MONGE, 1,161,798.00
PEDRO VIDAL CHACON RODRIGUEZ, 981,895.00
r4
1
LUIS ANGEL GERARDO DINARTE VARGAS, 2,022,672.00
r5
0
poder judicial-magisterio reparto
r1
0
r2
1
ANALIVE CALDERON CASTRO, 502,098.00
r3
31
FRANCISCO UGALDE RODRIGUEZ, 1,495,691.00
EMILCE SOLORZANO MU�OZ, 1,418,681.00
GLADYS CAMBRONERO JIMENEZ, 1,403,136.00
r4
36
PABLO FRANCISCO GONZALEZ HERNANDEZ, 3,795,437.00
DUNIA DYALA CHACON CHAVARRIA, 3,755,774.00
LIANE MARIE LAFUENTE RAMIREZ, 3,732,523.00
r5
15
NORA MARIA LIZANO CASTILLO, 11,373,950.00
VICTOR GUILLERMO PEREZ VARGAS, 11,000,294.00
LUIS ALBERTO VIQUEZ ARIAS, 7,802,059.00
poder judicial-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
0
r4
2
HORACIO LOPEZ CASTRO, 3,222,332.00
MARIA DEL CARMEN SAENZ MEZA, 1,525,225.00
r5
0
poder judicial-poder judicial
r1
0
r2
0
r3
8
JOSE RAMON OVIEDO ALVAREZ, 1,496,893.00
LUIS FERNANDO MASIS GOMEZ, 1,437,352.00
MARTIN PEREZ SEGURA, 1,241,808.00
r4
7
VERA VIOLETA VARGAS ROLDAN, 3,589,205.00
ALICIA BARZALLO FERNANDEZ, 2,654,080.00
DORA ROMERO LEITON, 2,498,614.00
r5
1
LIANA ROJAS BARQUERO, 7,329,549.00
ivm-magisterio colectiva
r1
77
VIRGINIA VALVERDE MORALES, 299,176.00
RONALD FERNANDEZ CORDERO, 294,494.00
NAHUN MENENDEZ CHAVES, 293,992.00
r2
105
JENNY PASTORA ESPINOZA BLANDON, 642,774.00
MARIA ELENA ARROYO MONTERO, 628,798.00
WILLIAM RODRIGUEZ CHAVES, 621,948.00
r3
54
ANTONIO ENRIQUE BRENES DELGADO, 1,455,174.00
ELVIRA DELGADO PICADO, 1,347,805.00
OLGA MARTA MENDEZ ULLOA, 1,344,088.00
r4
5
JUAN ALBERTO DAVILA HAAS, 2,279,954.00
WILFREDDY BERTARIONI VASQUEZ, 1,980,037.00
RAMON MISAEL MENDEZ PRENDAS, 1,769,864.00
r5
0
ivm-magisterio colectiva-magisterio colectiva
r1
0
r2
1
ELBERT PERALTA GOMEZ, 492,383.00
r3
0
r4
0
r5
0
ivm-magisterio reparto
r1
21
AURELIO RICHMOND FERNANDEZ, 292,203.00
VIRGILIO GERARDO DE JESUS CASTILLO SANCHEZ, 290,334.00
YOLANDA MARLENE MORALES MONTERO, 286,910.00
r2
1071
ANA ZAPATA OBANDO, 644,647.00
ERIKA MARIA CANO SABORIO, 644,519.00
DAMARIS VINDAS NUEZ, 643,701.00
r3
1750
MARTA LIA PORRAS BLANCO, 1,499,910.00
GERARDO GOMEZ ARRIOLA, 1,498,619.00
CARLOS EDUARDO ARREA BAIXENCH, 1,493,989.00
r4
631
GERARDO ARAUZ VARGAS, 3,792,865.00
OSCAR FERRARO DOBLES, 3,781,420.00
MARIA DE LOS ANGELES HERNANDEZ ROJAS, 3,754,541.00
r5
53
EUGENIO MANUEL LAMUGUE ESPINOZA, 11,395,762.00
JOHNNY ROBERTO MEOO SEGURA, 9,629,012.00
PEDRO RAFAEL GOYENAGA HERNANDEZ, 8,638,916.00
ivm-magisterio reparto-magisterio colectiva
r1
0
r2
0
r3
0
r4
1
LIDIETTE MARIA DE LA TRINIDAD ROJAS VIQUEZ, 2,174,475.00
r5
0
ivm-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
3
MARGARITA VARGAS VARGAS, 617,151.00
MARIA ANGELES JIMENEZ NAVARRO, 598,899.00
LIANET RUIZ VILLARREAL, 553,286.00
r3
27
VIRGITA MARIA DEL CARMEN AVILA SANCHO, 1,489,648.00
NELLY ROBLERO ESPA�A, 1,475,674.00
MARTA SALGADO OLIVAS, 1,436,118.00
r4
24
GLORIA MATILDE PACHECO BLANCO, 3,731,307.00
JORGE ANTONIO VARGAS SEGURA, 3,571,219.00
BERNARDO ENRIQUE PORTUGUEZ CALDERON, 3,421,887.00
r5
2
CELIA ROSA GUTIERREZ ALFARO, 7,221,427.00
SERGIO MANUEL GUEVARA FALLAS, 4,421,030.00
ivm-poder judicial
r1
6
JOSE LUIS VARGAS GAMBOA, 297,765.00
ALFREDO RAMON ESPINOZA SANTOS, 287,142.00
MARIA SABINA ZU/IGA DIAZ, 284,355.00
r2
60
ORLANDO SOLANO UMAA, 641,352.00
CARLOS RODRIGO ORTIZ ARLEY, 640,285.00
RICARDO ANTONIO SOTO ACUA, 637,948.00
r3
83
FLORY ALPIZAR AGUILAR, 1,391,341.00
RICARDO ELEODORO FRANKLIN SEGURA VILLARREAL, 1,361,309.00
MARIA ISABEL DEL CAR BARRANTES SILES, 1,348,791.00
r4
31
RODOLFO HUMBERTO SOLIS TULLOCK, 3,721,477.00
VICTOR ALFREDO NAVARRETE ACOSTA, 3,148,691.00
GERMAN ROJAS MONGE, 2,987,969.00
r5
4
ALVARO FERNANDEZ SILVA, 7,029,068.00
HERNAN ESQUIVEL SALAS, 4,470,837.00
JOHNNY CASTRO ROJAS, 4,012,615.00
ivm-poder judicial-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
2
ANA MIREYA GONZALEZ GONZALEZ, 1,462,638.00
ANABELLE MORERA RODRIGUEZ, 1,140,737.00
r4
4
LEONARDO RAFAEL ROMAN MORALES, 3,122,190.00
EDUARDO VARGAS ALVARADO, 2,941,357.00
FERNANDO SANTIAGO MARTIN RODRIGUEZ GUTIERREZ, 2,621,946.00
r5
0
ivm-poder judicial-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
0
r4
1
VITHYNIA ROJAS CERNA, 3,556,036.00
r5
0
ivm-ivm
r1
3158
MARIO ALBERTO CORDERO BARBOZA, 299,978.00
ROSALINA GUTIERREZ REYES, 299,953.00
HILDA FAJARDO RODRIGUEZ, 299,883.00
r2
1782
MARIA TERESA AGUILAR CASTILLO, 644,589.00
MARGARITA MARIA DE JESUS ESQUIVEL ESQUIVEL, 644,208.00
CIELO ESPINOZA CORTES, 643,400.00
r3
789
HELVETIA MARIA TRABER CORDERO, 1,495,008.00
MARIA EUGENIA GONZALEZ ALVARADO, 1,490,106.00
CARMEN LUCIA FIGUEROA OVIEDO, 1,488,794.00
r4
149
MARJORIE HARLEY MASIS, 3,781,891.00
ROSA MARIA GRANADOS FONT, 3,245,576.00
RAMONA CARMEN MACANCHE BALTODANO, 3,161,181.00
r5
0
ivm-ivm-magisterio colectiva
r1
1
ERNESTINA ARCE CASTRO, 269,224.00
r2
4
JOSE RICARDO SEGURA VARGAS, 635,702.00
DELFINA MULLINGS CARR, 562,918.00
ELIETH MARIA DE LOS ANGELES BARQUERO CASCANTE, 488,521.00
r3
1
NORA MARIA CAMACHO CAMACHO, 695,839.00
r4
1
ROSAURA DEL RIO PADILLA, 1,927,110.00
r5
0
ivm-ivm-magisterio reparto
r1
0
r2
16
MARIA MAYELA SANCHEZ JIMENEZ, 627,498.00
MARIA FRANCISCA CHACON CALVO, 624,997.00
RAFAEL TOBIAS LUNA GRANADOS, 563,873.00
r3
30
PATRICIA VEGA ROBERT, 1,472,262.00
ANA MARIA ROJAS FLORES, 1,387,423.00
MARGARITA DE JESUS BARAHONA CEDEO, 1,349,509.00
r4
14
MARGARITA SOLORZANO BURGOS, 3,189,088.00
MARJORIE ELIZABETH SMITH VENEGAS, 3,134,234.00
MARIA ELENA ODIO TAMAYO, 3,028,678.00
r5
1
KARL SCHOSINSKY NEVERMANN, 4,506,859.00
ivm-ivm-magisterio reparto-magisterio reparto
r1
0
r2
0
r3
3
ISABEL MARIA VASQUEZ ROJAS, 1,340,457.00
EDITH IGLESIAS GUTIERREZ, 1,250,899.00
ANGELA HENRIETTA RIVERA GUERRERO, 758,296.00
r4
4
CARMEN MARIA BRENES QUESADA, 2,083,130.00
DAISY SOTO GOMEZ, 2,070,651.00
LUISA VIRGINIA QUESADA SOLANO, 1,705,984.00
r5
1
MARTA ELENA CONEJO VIQUEZ, 9,985,953.00
ivm-ivm-poder judicial
r1
0
r2
2
CARMEN MONTOYA BOLSIOS, 616,314.00
AMELIA ROSA DE JESUS MAIRENA MARCHENA, 603,362.00
r3
1
ALICIA VILLALTA BARRANTES, 754,698.00
r4
1
MELBA BLANCO ARCE, 1,850,060.00
r5
0
ivm-ivm-ivm
r1
5
MARIA LORENA RAMIREZ RAMIREZ, 291,769.00
VECSI ACUA CASCANTE, 284,360.00
HIGINIA OBANDO OBANDO, 280,169.00
r2
39
ANA ISABEL GOYENAGA PERALTA, 638,277.00
MARIA EUGENIA BOGANTES PORRAS, 629,452.00
FLOR MARIA BADILLA UGALDE, 574,516.00
r3
4
FLORA MAYRA OVIEDO SEQUEIRA, 876,277.00
MARIA CRISTINA HIDALGO MORALES, 814,621.00
FLORY LUCIA MOYA NAVARRO, 789,243.00
r4
0
r5
0
Fuentes: IVM, Jupema, Poder Judicial y DNP

Entre ellos hay 14.000 casos que cobran al menos una pensión por la que ellos no cotizaron, sino que heredaron el beneficio de algún familiar fallecido.

Los regímenes del país tienen características muy distintas. En el de IVM el aporte obrero es de 3,84%, el patronal de 5,08% y el estatal de 1,24%. Las personas se retiran a los 65 años de edad con aproximadamente el 60% de su promedio salarial de los últimos 20 años. Los estudios actuariales estiman que este régimen debe tomar medidas o podrá entrar en crisis en el 2038.

En cambio, en el Poder Judicial, previo a una reforma aprobada en abril de este año, los empleados aportaban el 11% de su salario y el Estado en total 15,6% al sumar la contribución como patrono y como Estado. Además, los funcionarios judiciales se podían retirar con el 100% de su salario de los últimos dos años, sin que hubiese un tope máximo establecido y hasta tenían posibilidad de un retiro anticipado a los 55 años.

La reforma legal de abril se impuso para cerrar un déficit actuarial de ¢5,3 billones. Este cambio aumentó la cotización y puso restricciones a los beneficios; por ejemplo, un tope máximo de pensión de ¢4 millones. Sin embargo, un transitorio de 18 meses les permite a algunos funcionarios retirarse con esas privilegiadas condiciones, como ocurrió con el ahora expresidente de la Corte, Carlos Chinchilla, quien se jubiló tras recibir una sanción laboral.

En los regímenes públicos, todo ese dinero que aportan trabajadores, empleadores y el Estado se coloca en una gran olla común para luego generar rendimientos con inversiones y pagar con esto las pensiones.

Sin embargo, existen regímenes para los cuales –aunque algunas personas cotizaron– nunca se crearon los fondos de inversión y, por eso, para cumplir con esos pensionados la colectividad costarricense destina anualmente una cifra gigantesca: el 10,2% de todo el  presupuesto estatal; es decir, ¢948.000 millones, dinero que se recauda principalmente con impuestos.

Ese es el caso de los 14 regímenes administrados por la Dirección Nacional de Pensiones (DNP), en los que hay 18.500 beneficiarios de regímenes especiales como el de Hacienda, Comunicaciones, Gracia y excombatientes de Guerra. Entre ellos hay 6.400 multipensionados que reciben al menos un beneficio de uno de estos 14 regímenes.

Los beneficiarios la DNP cotizan entre el 9% y 16% de su salario o pensión; sin embargo, eso apenas cubre el 5% de los gastos totales, explicó el director Nacional de Pensiones, Luis Paulino Mora Lizano.

Además, debido a los elevados montos que se pagaban en este sistema, hace dos años se impuso una contribución solidaria para unas 400 personas que reciben más de ¢2,7 millones mensuales, entre quienes hay multipensionados.

En esos regímenes especiales también están unas pensiones exclusivas que se otorgaron a expresidentes y a exdiputados, por las que estos nunca cotizaron y que reciben solamente por haber tenido esos cargos.

También se cubren con el presupuesto ordinario las pensiones del Régimen Transitorio de Reparto (RTR) de Jupema, conocido como el régimen “viejo”, que cobija a los trabajadores que ingresaron al ámbito de la educación antes de 1992. En este, aunque los docentes han cotizado diversos porcentajes (actualmente cotizan del 8,75% al 16%), el Estado no creó los fondos para generar rendimientos y por eso debe cubrir condinero proveniente de impuestos.

En este sistema hay 5.690 multipensionados, de los cuales 1.190 tienen dos pensiones del mismo régimen.

El RTR tenía condiciones de jubilación sumamente beneficiosas en cuanto a edad de retiro y montos, por lo que actualmente está técnicamente cerrado. Además, los jubilados activos también aportan una contribución especial por una ley de 1995, aunque un grupo de 339 personas había interpuesto acciones en los Tribunales y evitó el pago por muchos años. Actualmente, el Gobierno inició los trámites para cobrarles.

¿Solidaridad o privilegios?

El aporte de fondos que hace el Estado para cubrir distintos aspectos del sistema jubilatorio público se justifica en que las pensiones forman parte de un esquema de seguridad social solidario, que pretende que las personas tengan una vejez “digna”, apuntan diferentes autoridades como el superintendente de pensiones, Álvaro Ramos Chaves; el director de Pensiones del IVM, Ubaldo Carrillo; y el jerarca de la DNP, Luis Paulino Mora Lizano.

No se trata de regímenes para que los beneficiarios se enriquezcan o incrementen su capital, ni tampoco para que estas personas de la tercera edad mantengan exactamente el mismo nivel de ingresos que tenían durante la etapa laboral, resaltan estos funcionarios. Por eso, aunque algunos trabajadores aporten mucho más que otros, los beneficios deben otorgarse pensando en que los sistemas logren ser equilibrados.

Fuente: IVM, Jupema, Poder Judicial y DNP

El superintendente de pensiones, Álvaro Ramos, aporta un dato fundamental para entender el funcionamiento de este tipo de sistemas: por cada colón que aporta el pensionado, puede recibir unos ¢3.

Para Ramos, por el objetivo de este tipo de regímenes públicos no se justifica que se acceda a más de una pensión sin importar si ambas son montos elevados.

“Imagine a alguien que tiene dos trabajos en el sector privado. Por ejemplo, es mecánico y plomero, y podría argumentar que debería recibir dos pensiones por la Caja. Pero lo que hace la Caja es sumarle todos los aportes y, si se pasó de ¢1,5 millones, le dan eso y se acabó. Obviamente la pensión sería la suma de todos los aportes, pero siempre pegando con un tope establecido socialmente”, ejemplificó Ramos.

Su criterio es similar al del exsuperintendente Édgar Robles, quien destacó que la mayoría de pensiones del país son subsidiadas, “independientemente del monto”.

“Las muy pequeñas, por elemento subsidiario, en eso deberíamos estar de acuerdo, pero las que están en el medio, que están lejos de la pensión mínima, están siendo subsidiadas porque, si uno hace el cálculo actuarial, resulta que lo que cotizó más los rendimientos que hubiera generado no hubiera alcanzado para pagar sino una pensión del 50% de la que recibe”, detalló el economista.

Para Robles, sobre las multipensiones se debe considerar si el monto total que recibe la persona está relacionado con la cotización que hizo.

“Mucho de eso está ocurriendo con esos pensionados que se denominan de lujo, porque si hay una persona que tiene una pensión por viudez, pero además tiene otra pensión por otro régimen, esa persona está recibiendo un ingreso que está muy por encima de los topes de pensiones como deberían existir”.

“En el fondo del Poder Judicial los magistrados eliminaron la referencia del tope por muchísimos años, y hoy día esos topes se están tratando de restablecer y hay incluso recursos para tratar de eliminar la ley que pone esos topes. Entonces en algún momento se desvirtuó el tema de seguridad social y se convirtió en un elemento que más bien promueve la desigualdad de la distribución de la renta en Costa Rica, cuando los regímenes públicos fueron llamados para preservar ese concepto de solidaridad”, señaló Robles.

El jerarca de la DNP, Luis Paulino Mora Lizano, también considera que se debería implementar un tope máximo por persona y no por cada régimen.

“Más que el número de pensiones, es la cantidad que se reciba, porque usted puede recibir una o dos pensiones que, si la cantidad es exigua para las necesidades básicas de un ser humano de tercera edad, me parecería que es válido. El tema es cuando usted tiene dos pensiones que pueden ser muchísimo más amplias que las del resto de la población.

Ahí es donde podríamos pensar que los topes no deberían se unitarios para cada tipo de pensión sino que deberíamos tener un tope colectivo”, apuntó Mora, quien comentó que este Gobierno preparará un proyecto de ley para contrarrestar este tipo de inequidades.

El director de Jupema, Róger Porras, estimó que no existe un problema con tener múltiples pensiones siempre que se haya cotizado por estas.

“Tal vez la pregunta va enfocada en si es correcto o no que existan pensiones no contributivas, por ejemplo de regímenes de expresidentes, o que existan pensiones que están siendo financiadas con recursos públicos, en este caso con gasto de Gobierno. Pero esa es otra discusión. Pero en términos estrictos yo no le veo problema a que personas que están haciendo esfuerzos contributivos para diferentes fondos de pensiones puedan tener varios beneficios jubilatorios”, respondió.

Las desigualdades entre regímenes y los excesos en las llamadas pensiones de lujo han motivado una serie de reformas legales para restringir condiciones y beneficios impagables. La más reciente es la que se aplicó en abril de este año al régimen del Poder Judicial y que estableció un tope de ¢4 millones para las futuras jubilaciones y una contribución solidaria para las que actualmente superan esa cifra.

Para expertos y autoridades en esa materia, Costa Rica debe caminar hacia tener un único sistema jubilatorio.

“Yo creo firmemente que esa es la solución de largo plazo. Ahora, cuál sea la viabilidad en el corto plazo no sé, eso dependerá de los políticos y de la jurisprudencia a nivel nacional. En los años 40 dijimos que había un único sistema, la constitución lo dice, y yo no sé cómo lograron inventar sistemas después de eso y aun hoy los están inventando”, cuestionó el superintendente Ramos.

“Sería más justo si uniéramos los regímenes bajo uno solo, tuviéramos acceso a una sola pensión, con un solo tope, en lugar de tener esas disparidades, ese fraccionamiento entre sistemas”, coincidió Robles.

El director de Pensiones del IVM, Ubaldo Carrillo, destacó que al IVM se le denomina régimen universal y que este debería crecer en aportantes que posteriormente reciban beneficios “bajo un esquema de protección similar”.

De acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), entre el 2010 y el 2014, las pensiones contributivas explicaban un 8,1% de la desigualdad total en nuestro país.

Pensiones Millonarias

Manrique Soto Pacheco tiene 84 años, es médico y laboró para la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) desde la década de los 50. Fue director del Hospital San Juan de Dios hasta el 2008 y encabeza –por monto–la lista de los multipensionados del país.

Soto tiene una pensión de un monto bruto de ¢11 millones, que es del régimen especial de Hacienda, administrado por la DNP y pagado con el presupuesto nacional debido a que el Estado no creó el fondo para administrar los aportes de los cotizantes. Desde hace dos años, a este tipo de jubilaciones se les impuso una contribución solidaria, por lo cual esa suma disminuye a unos ¢5 millones.

Pero, además, Soto fue profesor en la UCR y por ello es beneficiario de otra pensión del RTR, que también está cubierta con dinero del presupuesto estatal y es de medio millón de colones.

El médico no desea hablar sobre este tema, pero puntualiza en que, a su pensión, se le aplicó un rebajo del 60% y destaca los muchos años que trabajó. “Juzgue usted si amerito o no la pensión”, expresó.

La lista continúa con Eugenio Manuel Lamugue Espinoza, un exprofesor de secundaria y vendedor de seguros que recibe dos pensiones: una del RTR desde el 2002 y otra del IVM desde el 2014.

En conjunto, esas pensiones suman un monto neto de ¢11,3 millones. Por la contribución solidaria que pagan las pensiones de Jupema que superan los ¢3,9 millones, el profesor Lamugue Espinoza recibe un monto neto de ¢5,7 millones aproximadamente.

Lamugue reconoce que él es un “privilegiado”, pues aunque considera que está bien recibir dos pensiones por haber tenido dos trabajos y cotizado en dos regímenes, cree que no deberían ser montos muy altos. “Yo nunca lo busqué. Si me pregunta en este momento, me parece que es injusto porque es un monto que debió haber tenido un tope, afirmó en conversación con UNIVERSIDAD.

Un monto similar está asignado a Nora María Lizano Castillo, exdocente y viuda del expresidente del Poder Judicial, Luis Paulino Mora Mora, quien falleció en el 2013. Ella tiene el beneficio de dos pensiones (una propia y otra heredada de su esposo), percibe un monto bruto de ¢11,3 millones del RTR y del Poder Judicial. Pero debido a la reforma que entró a regir este año paga una contribución solidaria. Tras las reducciones, el monto total que recibe es de unos ¢5,7 millones.

“Yo trabajé 37 años como educadora y directora de un centro de formación de profesores. La de mi esposo fue muy justa aunque nunca la disfrutó, se murió estando trabajando con más de 50 años de servicio”, expresó Lizano al ser consultada sobre las múltiples pensiones.

Otra de las jubiladas que recibe uno de los montos más altos es Olga María Arroyo Gutiérrez, quien tiene una pensión directa del magisterio desde el 2001 de un monto bruto de ¢2,6 millones y neto de ¢1,9 millones. La otra jubilación es de ¢8 millones (bruto y ¢,6 millones neto).

Esta última la recibe desde hace ya 20 años, la heredó de su padre, Rafael Ángel Arroyo Quesada, quien fue legislador por el Partido Liberación Nacional (PLN) en 1958. Esa pensión se otorgaba a hijos de diputados fallecidos que no se hubiesen casado. La ley se derogó en 1996.

“Las leyes han funcionado como han funcionado, mal o bien y no es culpa de las personas”. Esa pensión la rebajaron, cosa que acepté totalmente”, respondió en conversación con este medio.

Federico Campos. Foto Katya Alvarado

Entre estos multipensionados además está el exministro de Hacienda, exdiputado, exembajador y exprofesor de la UCR, Federico Vargas Peralta, quien por dos pensiones es beneficiario de ¢10,5 millones (bruto), ¢5,5 millones (neto).

Vargas conversó con UNIVERSIDAD y expresó que, desde su época de legislador, entre 1990 y 1994, abogó porque existiera un único régimen de pensiones.

“Que ese sistema de pensiones único, para todo el mundo, sin distinción de puesto ni nada, sea el sistema de pensiones de la Caja Costarricense del Seguro Social y que quien quiera tener una pensión mayor tome una de las cubiertas por la ley de protección al trabajador (complementarias). Lo malo de las pensiones altas nuestras es que hay parte de esas pensiones que no las pagamos nosotros, ese es el pecado. Yo no encuentro que tener una pensión de ¢10 millones sea inmoral, si usted la ha pagado, pero si usted recibe una pensión de ¢10 millones que usted no ha pagado totalmente, ese el pecado mortal del sistema de pensiones”, manifestó.

Vargas no impugnó la reducción del monto de su jubilación porque lo consideró “justo”.

En el grupo de los montos más altos también está la bióloga y exprofesora de UCR, Martha Elena Conejo Víquez, quien además es parte de las 22 personas que por mes reciben cuatro pensiones simultáneas. Ella prefirió no referirse a este tema debido a una situación de “salud”.

Lea las historias de multipensionados en distintos regímenes


Warning: Use of undefined constant php - assumed 'php' (this will throw an Error in a future version of PHP) in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/template-multipensionados.php on line 1420
PODER JUDICIAL PENSIONÓ A
VIUDAS CON CRITERIO CONTRARIO A LEY
SEÑORES PRESIDENTES
Y DIPUTADOS
CATEDRÁTICOS Y EL
PRESUPUESTO NACIONAL
MÚLTIPLES PENSIONES,
PERO EN POBREZA
VOLVER A NOTA PRINCIPAL