Acceso al crédito para microempresas impulsa sus ganancias

Investigación analizó pymes que accedieron a créditos y determinó su beneficio a largo plazo.

Denia Gómez es una microempresaria con estudios universitarios en administración de empresas, dos características que la distinguen del promedio en el país.

El 63% de las microempresas son dirigidas por hombres y el 47% de los microempresarios no sobrepasa la primaria completa, según datos de la última Encuesta Nacional de Microempresas de los Hogares (Enameh).

Pero lo que hace más peculiar a Denia es que, a diferencia del 90% de los microempresarios, ella acudió a un crédito para la compra de su local y se capacitó por medio de banca pública y privada para el manejo de sus fondos.

“Uno nunca empieza con toda la platita, se necesita un empujón para luego irse solito”, contó Gómez.

La investigadora Carmen Sánchez midió el impacto de estos créditos para determinar si tenían realmente un efecto positivo en las microempresas o pymes, para lo cual utilizó los datos de Enameh 2015.

En el 2018, al igual que en el 2015, los préstamos (40%) y la capacitación (25%) fueron las principales necesidades identificadas por los microempresarios.

“Me pregunté si era idea del empresario que se necesita el crédito, pero cuando realicé la evaluación del impacto vi que los préstamos contribuyen al crecimiento de sus ganancias”, contó Sánchez.

Según los datos utilizados por la investigadora, el 63% de los microempresarios que no solicitó el crédito sí lo requerían, pero desconocía los procedimientos, creían no se lo iban a otorgar o no se sentía cómodo con los términos del préstamo.

Sánchez relaciona este desconocimiento con la baja escolaridad de los emprendedores y su recomendación es el desarrollo de una política pública en la que la capacitación sea paralela a cualquier préstamo.

“Un porcentaje importante de los créditos se solicita a los bancos públicos, eso quiere decir que hay un vínculo muy importante entre el Estado y los microempresarios. Esto puede usarse por el Gobierno”, explicó Sánchez.

Los datos del INEC indican que el 2018 cerró con alrededor de 56 mil microempresas menos, y los 167 mil empleos que generaban también se perdieron.

“Muchas de las microempresas tienen que detener su actividad si no consiguen el préstamo, gran parte son familias que al hacer esto también suspenden sus ingresos”, agregó Sánchez.

Informalidad

El economista Miguel Cantillo, de la Universidad de Costa Rica, dice que una de las barreras para acceder a un préstamo son las altas tasas de interés que muchos bancos tienen, tasas reales de hasta el 13%, que les impide acceder al préstamo.

“Este sector se caracteriza por la informalidad pero, por ejemplo, si existe más acceso a crédito para microempresas, incentiva a la formalización”, explicó Cantillo.

Actualmente en el país, según Cantillo, se otorgan más créditos para consumo, como las tarjetas de crédito, que no son tan socialmente beneficiosas como financiar una microempresa que genera empleo.

La Encuesta Nacional de Microempresas de los Hogares (Enameh) reportó que un 94% de las microempresas en el país no están inscritas en el Registro Nacional, 79% no tiene registros contables formales y el 94% no tiene un salario fijo asignado.

“Las microempresas son generadoras de un tipo de empleo, uno informal pero al final es empleo”, dijo la investigadora y economista Carmen Sánchez.

El empleo informal aumentó en 3,8 puntos porcentuales en el 2018, a pesar de la reducción de las microempresas en el país ese mismo año.

“Un empleo informal puede ser que yo venda fresas debajo de un semáforo y esto no está relacionado con una microempresa” explicó Cantillo.

Tanto Sánchez como Cantillo interpretan esta situación como perjudicial porque eso significa que hay más gente suelta trabajando independientemente de manera más insegura.

_________________________________________________________________

¿Cómo son las microempresas en Costa Rica?

El Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC) las define como empresas pequeñas en personal que desarrollan una actividad productiva, no formalmente registradas. En el 2018 generaron 600 mil trabajos, 21% menos que el año anterior.

63% de los microempresarios son hombres.

70% se ubican en la zona urbana.

90% de las empresas no recibió apoyo económico o capacitación.

Tipo de micro empresas

Agropecuario 14%

Industria 21%

Comercio 23%

Servicios 42%

50% no conoce sobre el Sistema de Banca para el desarrollo.

43% de quienes piden préstamos compran equipo, maquinaria, local, etc.

24% compra mercadería o insumos.

Fuente: INEC. Encuesta Nacional de Microempresas de los Hogares (Enameh) 2017.


 


Warning: file_get_contents(https://graph.facebook.com/?ids=https://semanariouniversidad.com/universitarias/acceso-al-credito-para-microempresas-impulsa-sus-ganancias/): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/elements/element.php on line 80
0 comments