País

Zona de fractura de Panamá provocó 22 movimientos sísmicos en 24 horas

Importante sismo de 7 grados registrado ayer es parte de la intensa pero normal actividad de la zona.

Once réplicas reporta la Red Sismológica Nacional (RSN) de la UCR tras el fuerte sismo de 7 grados que se registró en la tarde de ayer.

Coincidentemente, se registró igual número de eventos “precursores” es decir, movimientos menores registrados antes del sismo principal.

Esas cifras fueron aportadas por la Dra. Cristina Araya, investigadora de la RSN, quien explicó que se trata del comportamiento esperable de la llamada zona de fractura de Panamá.

La científica dijo que tal registro de movimientos no se trató de “nada extraordinario” y que más bien se han registrado muy pocas réplicas, pero observó que se trata de un punto ubicado bastante lejos de la costa, donde no hay posibilidad de contar con estaciones de monitoreo y por ello “no se puede detectar tanta sismicidad como seguramente ocurre en la zona”.

Según explicó, se trata de un punto de triple unión entre las placas Cocos, Caribe y Nazca. “La zona de fractura de Panamá es súper activa, nunca ha estado inactiva. Constantemente tenemos sismos asociados a ella, justamente porque es una zona de punto triple”.

Según explicó, en ese punto se presenta una dinámica de subducción -es decir, una laca trata de meterse debajo de otra- entre la placa Caribe y la placa Cocos, mientras que la placa Nazca también presenta subducción pero con la llamada con la micro placa Panamá, y más bien interactúa con la placa Cocos en un deslizamiento de rumbo horizontal.

De acuerdo a la información divulgada por la RSN desde ayer, se trató de un sismo de magnitud 7, localizado a 110 kilómetros al sur de punta Burica, en la zona Sur limítrofe con Panamá, y a 12 kilómetros de profundidad.

En redes sociales la RSN detalló además que el pasado 17 de julio se presentó un sismo precursor io de magnitud 6 en la misma zona, “ampliamente sentido en el país y Panamá”.

También apuntó que el último cismo de magnitud similar ocurrió en 1962 y que el de mayor magnitud registrado históricamente ocurrió en 1934, tuvo una magnitud de 7,6 y se conoce como el terremoto de puerto Armuelles, que “ocasionó grandes daños en sur de Costa Rica y oeste de Panamá”.

Recientemente en 2019 se generó en esta región dos sismos, de magnitud 6 y 6,4.

Araya apuntó que la mayoría de los sismos en el mundo ocurren justamente en bordes de placas, con un 80% registrado en el mar, en los bordes de placas continentales y oceánicas.

La científica además recordó que recién el martes se dio un sismo con epicentro en Desamparados, para reiterar que “Costa Rica tiene muchos bordes y placas tectónicas interactuando, prácticamente el país entero en zona de alta probabilidad de sismos, siempre estar preparados”.

A partir de un breve cuestionario que las personas llenan,. la RSN elaboro este respecto a la intensidad con que se sintió el sismo en diferentes zonas. La Dra. Araya explicó que esa información puede ser útil para identificar zonas con suelos blandos. (Foto: facebook.com/RSN.CR)
Ir al contenido