País

UCR de luto por asesinato de estudiantes en Liberia

Cinco jóvenes, tres de ellos estudiantes de la Universidad de Costa Rica, aparecieron degollados en una casa de habitación en Liberia.

Cinco jóvenes, tres de ellos estudiantes de la Universidad de Costa Rica, aparecieron degollados la mañana del jueves en una casa de habitación en el barrio liberiano La Victoria.

Según el Organismo de Investigación Judicial (OIJ), las víctimas son Ariel Antonio Vargas Condega, Ingrid Massiel Méndez Serrano, Dayana Vanessa Martínez Romero, Stephanie Hernández García y Joseph Briones Solís.

Estos últimos tres son estudiantes de la UCR: Joseph Briones Solís estudiaba las carreras de Dirección de Empresas y Administración Aduanera,  Ingrid Méndez Serrano, era estudiante de Psicología y Dayana Martínez Romero y Stephanie García Hernández, estudiaban las carreras de Educación Primaria y Dirección de Empresas, de la Sede de Guanacaste.  Por su parte el joven Ariel Vargas Condega era estudiante de Gestión Empresarial de la Universidad Técnica Nacional.

Los jóvenes tenían 24 años, a excepción de Briones, quien tenía 22.

Según indicaron las autoridades judiciales, las víctimas murieron producto de heridas profundas en el cuello, provocadas con un arma blanca.

Una menor de edad apellido Hernández fue traslada al Hospital Enrique Baltodano, de Liberia, con heridas de arma blanca allí fue sometida a una operación en su tráquea y se encuentra estable y en recuperación.

Las autoridades de la UCR acordaron ayer ofrecer cinco días de luto institucional y  solicitar que en todo acto que se realice durante esos días se recuerde a estos jóvenes guardando un minuto de silencio.

En un comunicado firmado por el director del Consejo Universitario, José Francisco Aguilar y el Rector Henning Jensen Pennington se indica que enviaron a Liberia a miembros de la Brigada de Atención Psicosocial en Situaciones de Emergencia, con miras a que den contención a compañeros, amigos y profesores de estos jóvenes y expresan las más sentidas condolencias a las familias de las víctimas.

Ir al contenido