País Asamblea Legislativa

Regla Fiscal impide usar ¢35.446 millones en préstamos, aunque se paguen los intereses, confirma Ministro Acosta

“¿Coincidirían ustedes conmigo en que no es sensato tener recursos ociosos pagando intereses?”, preguntó el diputado y jefe de fracción del Frente Amplio, Jonathan Acuña.

El Ministro de Hacienda Nogui Acosta reconoció que el Gobierno no está usando los recursos provenientes de créditos externos debido a limitaciones impuestas por la Regla Fiscal, pero sí está pagando intereses por estos recursos ociosos.

Durante su comparecencia esta tarde ante la Comisión de Asuntos Hacendarios de la Asamblea Legislativa, Acosta se refirió a la Liquidación del Presupuesto del 2021 (Expediente 23.100) y al Dictamen de la Contraloría General de la República (CGR) .

Acosta expuso que el dictamen DFOE-FIP-IF-00003-2022 de la CGR expone que los recursos de créditos externos que están pendientes de incorporarse suman ¢35.446 millones.

“En este sentido, en caso de incorporación se incumpliría el límite de Regla Fiscal y habría que elegir entre incorporar este empréstito o incumplir la Regla (Fiscal)”, señaló el jerarca.

Posteriormente, el  jefe de fracción del Frente Amplio, Jonathan Acuña, se refirió al tema y preguntó. “Usted hizo referencia a uno de los señalamientos que hizo el dictamen de la Contraloría que indica que no se incluyeron en presupuestos extraordinarios la totalidad de los recursos de algunos créditos externos, ¢35.446 millones, e indicaba en su presentación usted que no se incluyeron justamente por la aplicación de la Regla Fiscal. Sobre esos recursos, que ya han sido desembolsados, ¿ya nos encontramos pagando intereses?

A esto, el asesor del ministro de Hacienda respondió: “Por supuesto, con respecto a los recursos que se desembolsan, se pagan las comisiones correspondientes al desembolso”.

Acuña destacó entonces: “Yo quisiera resaltar eso, entonces tenemos recursos ociosos sobre los que pagamos intereses; obviamente eso es irracional a todas luces. ¿Coincidirían ustedes conmigo en que no es sensato tener recursos ociosos pagando intereses?”

A lo que el ministro Nogui Acosta respondió: “Estoy completamente de acuerdo con usted don Jonathan”.

Durante su presentación, Acosta también indicó que no se ha podido disminuir el proceso de endeudamiento que tiene el país, ya que la deuda pública alcanzó un 70% del Producto Interno Bruto (PIB), mientras el pago de intereses alcanzó el 4,8% del PIB.

Según datos que dio el ministro, el pago de intereses sobre la deuda pública en 2021 representó casi tres veces el monto devengado en 2015 y alcanzó los ¢2.450 millones en 2021

¿”Cómo podemos establecer algunas reformas para que estos gastos por intereses vaya disminuyendo?”, dijo Acosta. Señaló que hay que hacer una reingeniería en el crecimiento de esta deuda, pues “el gasto no puede crecer mientras tengamos esa obligación tan grande de pagar intereses”.

Acosta mencionó dos acciones como parte de esa reingeniería. Primero, el proyecto de ley Autorización para emitir títulos valores en el mercado internacional y contratar líneas de crédito (Expediente 23.036), que establece una primera emisión de $6.000 millones en eurobonos y, posteriormente, un monto igual para repagarlo.

Acosta ha destacado la urgencia de la emisión de los eurobonos para pagar amortizaciones e intereses de la deuda interna.

Y segundo, el proyecto de ley que busca promover y abrir el mercado de la deuda pública interna del país (Expediente 22.893).

“El mercado local es muy oligopólico, hay muchos jugadores muy grandes que pueden tener control sobre las tasas de interés y en este sentido creo que es una gran oportunidad ampliar ese mercado”, indicó Acosta.

Suscríbase al boletín

Ir al contenido