País

PUSC y fabricistas sostienen proyecto de uniones civiles mientras Restauración se lo piensa

Los proponentes del proyecto que busca frenar el matrimonio igualitario ya tienen 26 firmas, pero quieren presentar el texto con el apoyo de la mayoría del Congreso.

La fracción del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC) y el bloque independiente Nueva República decidieron posponer la presentación de su nuevo proyecto de uniones civiles entre personas del mismo sexo que pretende sustituir la figura del matrimonio igualitario, evento que estaba previsto para esta tarde.

La decisión la tomaron para dar tiempo a la fracción del Partido Restauración Nacional (PRN), que aún no define su postura sobre el texto.

El proyecto: PUSC y fabricistas presentarán proyecto de uniones civiles, en lugar de matrimonio igualitario

Los proponentes daban por descontado el apoyo de los restauracionistas, según comentó a ‘Universidad’ la jefa socialcristiana, María Inés Solís; sin embargo, los restauracionistas finalmente no estamparon su firma este martes y acordaron no discutir el tema hasta el lunes.

Por eso, PUSC y fabricistas decidieron dar tiempo a los legisladores restauracionistas, pues el respaldo de esta agrupación es esencial para que el número de firmas sea mayoritario en el Congreso.

Actualmente, los proponentes han logrado recolectar 26 firmas, según indicó la diputada independiente Ivonne Acuña, entre las que adelantó que hay diputados de todas las fracciones, con excepción del Frente Amplio y de Restauración, por ahora. Del PUSC se apartó la legisladora María Vita Monge.

La socialcristiana Solís incluso dijo esta mañana que el proyecto ya tenía 29 o más firmas; sin embargo, daba por hecho que el PRN se sumaría, pues por principios se oponen a la figura del matrimonio igualitario.

Sobre la decisión del PRN, el diputado Eduardo Cruickshank, jefe de esa agrupación, indicó que no podían dar su respaldo con la información que tenían hasta el momento, pues recibieron el borrador del proyecto hace muy pocas horas, a pesar de que es un texto complejo de más de 100 páginas.

«Algunos diputados no han tenido el tiempo suficiente para estudiarlo todo y, como lo que queremos es que la fracción asuma una posición al respecto, necesitamos provocar una discusión al interior de la fracción que haremos el próximo lunes», explicó el diputado.

La decisión de Cruickshank y de Restauración fue la misma desde el inicio, a pesar de que los proponentes esperaban su apoyo inmediato y de una reunión que sostuvieron de última hora con la diputada fabricista Acuña, quien se ha encargado de gestionar la recolección de las firmas.

«Ellos pidieron tiempo y quisimos darlo para saber si se suman», comentó Acuña.

Restauración analiza, pero duda

Pese a las coincidencias ideológicas de Restauración Nacional con los propulsores del proyecto, el diputado Eduardo Cruickshank indicó que, desde su punto de vista, el tema merece un estudio más amplio en términos legales.

Al respecto, Cruickshank indicó no estar seguro de que la figura de uniones civiles sea aplicable, tomando como referencia la resolución de la Sala Constitucional y la opinión consultiva de la Corte Interamericana de los Derechos Humanos (Corte IDH).

«A mí me quedan mis dudas si, después de haber sido anulado el artículo 14 inciso 6 del Código de Familia, este proyecto tiene o no tiene fundamento», indicó.

«Eso está anulado, solo que los efectos de anulación regirán hasta el 26 de mayo, entonces tengo mis dudas, pero debo confesar que existen muchos elementos que debemos estudiar mucho más», explicó.

Suscríbase al boletín

Ir al contenido