Proyecto intentará reducir el sobreprecio de los medicamentos aumentando la competencia

Iniciativa busca restringir las prácticas monopólicas de farmacias, laboratorios y droguerías, de modo que se desinflen los precios de las medicinas en el país, según indicó su proponente Welmer Ramos.

Un nuevo proyecto de ley buscará reducir la falta de competencia del mercado de los medicamentos en Costa Rica, de modo que se eviten los efectos monopólicos que hoy empujan sus precios al alza, por encima de otros países de la región.

Se trata del expediente 21.368, una iniciativa que presentó el diputado Welmer Ramos, del Partido Acción Ciudadana (PAC), con el apoyo de otros 21 congresistas de su fracción, del Partido Liberación Nacional (PLN), del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC), del Partido Republicano Social Cristiano (PRSC), del Frente Amplio (FA) y del bloque independiente Nueva República.

En palabras de Ramos, la intención no es simplemente regular los precios, como se ha intentado en el pasado, sino brindar condiciones de real competencia, de modo que los precios más competitivos se generen a partir de las nuevas reglas.

“No es un proyecto de ley para regular precios sino que es exactamente para desentrabar y hacer un mercado de competencia, y si algo queremos todos es que los mercados sean bien competidos, que hayan varios oferentes y diferentes opciones para los consumidores”, subrayó.

El proyecto consta apenas de 15 páginas; sin embargo, reúne varias medidas que entrarían a regir para droguerías, doctores y laboratorios, todas con el objetivo de restringir su impacto en el precio final de las medicinas.

Entre las indicaciones, por ejemplo, propone que los medicamentos, los laboratorios, los importadores y las droguerías inscritos en países con mejores controles que los nacionales puedan inscribirse en el país a través de trámites sencillos de homologación, de modo que puedan establecerse y brindar sus servicios a nivel nacional para intensificar la competencia en los precios.

Asimismo, prohíbe los contratos de exclusividad entre laboratorios y droguerías, y la participación de los mismos grupos económicos en las mismas cadenas de valor (droguerías, laboratorios y medicamentos), dos hechos que actualmente ocurren y que Ramos califica como “competencia desleal”.

El proyecto además prohíbe que las droguerías nieguen sus productos a farmacias específicas o que las negocien a diferentes precios, y se faculta a las farmacias y a los laboratorios nacionales para que importen medicamentos de otras importadoras internacionales, cuando los precios que ellas ofrezcan sean mejores que los que proponen los laboratorios iniciales.

Estas y otras normas, dijo el diputado Ramos, intentarían mejorar la competencia en el país, donde los precios de los medicamentos son altos, algunos incluso exorbitantes, en comparación con los de los países vecinos.

“Por ejemplo, en la frontera con Nicaragua hay quienes comercializan medicamentos como consecuencia de que en Nicaragua los medicamentos se consiguen a precios que a veces son apenas un tercio de lo que se encuentra acá en Costa Rica, incluso si son de la misma marca y las mismas condiciones”, apuntó Ramos, quien fue ministro de Economía en el cuatrienio pasado.

Las diferencias en los precios, agregó, a veces son mayores en comparación con otras opciones, como las de países europeos, motivación suficiente por la que impulsa la iniciativa.

“En la investigación que hemos llevado a cabo hemos visto medicamentos en Europa que cuestan un décimo de lo que cuestan en Costa Rica, y si aquí el mercado de los medicamentos es de $350 millones anuales, según cifras del Banco Central, eso significa los costarricenses podrían estar gastando fácilmente hasta $100 millones anuales de más”, subrayó.

Reducir los precios a través de una mayor competencia de mercado, señaló el oficialista,”podría hacer que los costarricenses recuperen poder adquisitivo y eso dinamiza el mercado”. Asimismo, indicó que no se puede obviar que el proyecto también “tiene que ver con el dolor de las personas y a qué precio se puede brindar la salud”.

El oficialista Welmer Ramos defiende que el proyecto serviría para reducir los precios, en vista de que la actual condición del mercado a nivel nacional beneficia las prácticas monopolicas. (Foto: Katya Alvarado)

Regulaciones para el consumidor

El proyecto también contempla medidas como la creación de un sistema oficial de información, de modo que se puedan comparar los precios y las características de los medicamentos de nombre genérico y los de nombre registrado, de modo que puedan elegir la mejor opción disponible para sus condiciones.

También incluye una prohibición para las prácticas que utilizan las farmacéuticas para obligar a los médicos a recetar sus productos, algo que no tienen mayores sustentos.

Toda la supervisión y regulación al respecto quedaría en manos del Ministerio de Economía, que debería realizar un informe anual sobre las condiciones del mercado en la materia.

Por último, se habla sobre la creación de una canasta de medicamentos, definida a través de criterios de demanda y de incidencia de enfermedades por grupo poblacional, de modo que pueda tenerse como un insumo concreto para dar seguimiento al mercado (incluido el monitorio de precios).

Sobre esta y otras iniciativas de ley, el doctor Walter Muñoz, diputado del Partido Integración Nacional (PIN), aseguró que se trata de esfuerzos para iniciar una discusión que se ha retrasado por años, de modo que se puedan atacar las prácticas monopólicas del sector farmacéutico.

Eso sí, señaló que también es necesario impulsar la competencia desde un punto de vista territorial, pues “la competencia no existe en ciertas partes del país”.

El proyecto


Warning: file_get_contents(https://graph.facebook.com/?ids=https://semanariouniversidad.com/pais/proyecto-intentara-reducir-el-sobreprecio-de-los-medicamentos-aumentando-la-competencia/): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/elements/element.php on line 80
0 comments