País

Propuesta ante FMI incluye tren eléctrico pero Gobierno asegura que proyecto no recibirá recursos del Fondo

El ministro de Hacienda Elián Villegas explicó esta mañana en el programa Nuestra Voz, que no se está hablando de usar dineros del FMI para el proyecto del tren.

El gobierno incluyó el proyecto de construcción del tren eléctrico en su propuesta de ajuste fiscal con el Fondo Monetario Internacional (FMI), aunque el futuro de dicha obra -cuya inversión asciende a $1.500 millones- depende de que la Asamblea Legislativa apruebe un empréstito con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) por $550 millones para financiar el aporte estatal.

Este jueves el Gobierno dio a conocer el plan de ajuste fiscal como punto de partida para negociar $1.750 millones con el FMI.

En el documento “Plan para superar el impacto fiscal de la pandemia, propuesta para negociar con el FMI”, elaborado por el Consejo Económico, se incluye un apartado de propuestas estructurales. Aquí se menciona la necesidad de ampliar “las fuentes de crecimiento y el aumento de la productividad” y se destaca que el país enfrenta brechas de infraestructura.

El Gobierno señala que “debido a la situación fiscal, cada vez se reconoce más que se necesita la participación privada en proyectos de infraestructura” y que por eso se impulsa un portafolio de proyectos de inversión pública gestionados a través de Alianzas Público Privadas al año 2024, cuya inversión total asciende a $4.020,5 millones.

Esos proyectos son: tren eléctrico de pasajeros ($1.500 millones); Ruta 32 San José-Río Frío ($640 millones); ampliación Ruta 27 ($500 millones); Ciudad Gobierno ($580 millones); Ruta 1 San José-San Ramón ($400 millones); y Ruta 2 San José-Cartago ($400 millones). Lo que se destaca es que los requerimientos de mano de obra, para hacer un uso efectivos de estos recursos serán 134.112 puestos de trabajo adicionales durante la ejecución de estos proyectos.

Este plan fue presentado el jueves por la tarde por Rodrigo Cubero, presidente del Banco Central de Costa Rica (BCCR), Pilar Garrido, Ministra de Planificación y Elián Villegas, Ministro de Hacienda.

Esta mañana, el ministro Elián Villegas dijo en el programa radial Nuestra Voz que solo se hizo una referencia colateral al tema del tren y afirmó: «No estamos hablando de usar dineros del FMI para el proyecto del tren». «En este momento el proyecto del tren está siendo revisado por parte del BID y además el tren se financia por medio de un crédito que se está negociando en la Asamblea Legislativa», agregó Villegas.

UNIVERSIDAD consultó al Instituto Costarricense de Ferrocarriles (Incofer) cuál era la justificación para incluir la obra en ese documento; sin embargo no se pudo obtener respuesta antes de la hora de cierre.

El proyecto de ley de contrato de préstamo con el BCIE para financiar el tren eléctrico está congelado en la Asamblea Legislativa, porque según ha dicho la presidenta del Incofer, Elizabeth Briceño, no hay consenso con las fracciones legislativas para avanzar.

Asimismo, un grupo de 10 expertos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) realizará un análisis técnico del proyecto del tren eléctrico, como “tercer ente independiente” sugerido por las distintas fracciones legislativas que permita “bajar costos y disminuir la inversión del proyecto”.

Se pidió opinión al diputado independiente Dragos Dolanescu, sobre la inclusión del proyecto del tren eléctrico en la propuesta para negociar con el FMI, a lo que respondió: “Jamás voy a estar de acuerdo con que se incluya el proyecto de tren eléctrico en ninguna propuesta de plan para acceder a créditos del FMI”.

“Primero que todo, estoy totalmente opuesto al tren eléctrico de pasajeros porque me parece que es un proyecto extremadamente sobrevalorado, y que en lugar de ayudar al país en estos momentos de crisis, comprometen al estado a aportar fondos que no tiene para subvencionar las tarifas. Yo estaría de acuerdo con una solución de movilidad, pero no con ese proyecto”, indicó el legislador.

Según detalló Dolanescu, no está de acuerdo con la propuesta que el Estado va a presentar al FMI “porque nuevamente están obligando a los costarricenses a financiar los requerimientos del Fondo para que nos aprueben el préstamo, a través de un segundo paquete de impuestos, y seguimos sin ver evidencias de que la administración Alvarado tenga un plan claro de reducción del gasto público o un plan general de manejo de la economía”.

“Me opongo a que se recurra a la vía de endeudamiento externo para financiar el rescate de la economía costarricense, cuando somos perfectamente capaces de autofinanciar ese rescate usando una parte de las reservas del Banco Central; pero don Rodrigo Cubero se niega a hacerlo porque eso restaría credibilidad del país ante organismos multilaterales y quien lo dice es un ex funcionario del FMI que es parte interesada de este rescate”, manifestó Dolanescu.

Ir al contenido