País Dos proyectos de ley

Planes de cáñamo y marihuana fueron asesorados por empresario-lobista ligado a influyente azucarera y familia Arias Sánchez

Roy Thompson Chacón sostiene relaciones con diputados propulsores de la legislación y que inciden sobre impuestos: Zoila Volio, y su primo Roberto Thompson

Hasta ahora desconocida, la figura de Roy Thompson Chacón fue influyente en dos planes para regular el uso de marihuana medicinal y el cáñamo (una planta similar, pero sin elementos psicoactivos) dentro de la Asamblea Legislativa.

Thompson Chacón preside tres sociedades vinculadas a estos negocios, mantiene una línea de comunicación directa con la diputada independiente Zoila Volio Pacheco, proponente del actual expediente 21.388 y, por otro lado, un vínculo familiar, con el liberacionista Roberto Thompson Chacón, firmante y promotor del mismo plan: son primos hermanos.

Thompson preside la Cámara Latinoamericana de Promoción del Cáñamo Medicinal, inscrita en junio de 2020. Dentro de esta misma sociedad es vocal 1 el vicepresidente de la azucarera El Viejo y sobrino del actual presidente de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep), Alfonso Gómez Jenkins. Es fiscal el sobrino del expresidente Óscar Arias Sánchez, también conocido por sus negocios familiares del azúcar: Juan Ignacio Arias Gónzalez (cuñado de Thompson).

Además, Thompson preside la importadora de una crema con cannabinoide IMED CBD Latinoamérica S.A. y también el consejo Hemp & Cannabis Costa Rica Council (HCANN-CR S.A., hemp es cáñamo en inglés) vinculada comercialmente a una empresa en Florida de Estados Unidos (Green Roads).

María Cristina Gónzalez Arias, sobrina del liberacionista Óscar Arias y esposa de Roy Thompson, es fiscal de ambas sociedades, según el Registro Nacional.

En entrevista, el empresario y «lobista» —tiene otra empresa de estos servicios— dijo que fue cercano del exdiputado del Partido Acción Ciudadana (PAC), Marvin Atencio (promotor del primer proyecto que recibió trámite en el Congreso).

“Si el interés de esta entrevista es ver si yo he influenciado a Roberto u otros, no. Lo único que sí le puedo decir es que he participado desde el día uno, desde el proyecto con Marvin Atencio, puede llamarlo, se ha reunido conmigo 70 veces. Me he reunido con doña Zoila y he aportado documentos; las veces que he visto informaciones que consideramos que no han sido bien definidas, hemos aportado”, explicó.

Atencio respondió a UNIVERSIDAD que se reunió “unas pocas veces” para hablar sobre el avance de su iniciativa.

“A él le interesaba el proyecto, pero el mismo ya estaba avanzado”, respondió.

La diputada Volio no reconoció los emprendimientos de Roy Thompson. La relación con él inició “en una carne asada, en un almuerzo”. Volio mantiene relación con la familia Arias Sánchez, porque su madre era amiga de la mamá del expresidente, por lo que sí conoce a la esposa del empresario.

“Yo conozco a Roy desde antes de ser diputada y ahí comentamos que podía ser un buen proyecto. Eso era una idea”, dijo Volio y dio crédito del proyecto a un exasesor legislativo; a una convención internacional, en la hacienda del expresidente mexicano Vicente Fox; y al diputado José María Villalta del Frente Amplio.

Sobre cuál participación tiene Roy Thompson en el expediente 21.388, Volio dijo: “Como la de muchos, de consulta, de hablar, de tal moción, que tal sí…”.

El empresario Thompson dice que mantiene una relación familiar con su primo Roberto. El diputado rechazó conocer sobre los negocios de su primo.

“Me consta que él es abogado y que ha tenido interés en el tema, me consta porque ha tenido reuniones con doña Zoila, ella lo ha dicho. Conmigo no ha tenido ninguna conversación en particular, ni hemos tenido reuniones respecto a este particular tema. No veo por qué vaya a haber un conflicto de intereses. Yo no estoy en el negocio, soy diputado, no estoy defendiendo intereses de nadie”, afirmó.

Aunque no forma parte de la Comisión de Ambiente que revisa el proyecto, Thompson defiende una moción para incluir los productos de cannabis dentro de las Zonas Francas.

Por su parte, la diputada Volio afirmó “consultar” con Roy sobre la creación de un impuesto especial para dar presupuesto al desfinanciado Instituto Costarricense Sobre Drogas, entre otras instituciones públicas.

El meollo: los impuestos

Roy Thompson confirmó las operaciones de DataCheck, que ofrece en la web “que las necesidades de los clientes sean tomadas en cuenta a la hora de emitir regulaciones; sean estas leyes, reglamentos, circulares o directrices por parte de las personas que ostentan las posiciones del Gobierno de Costa Rica; sean estas del Poder Ejecutivo, Poder Legislativo, municipalidades o instituciones descentralizadas”.

Sobre si es una empresa de lobby, respondió que “sí y no”. “Mi background (experiencia) profesional es de impuestos”, detalló el empresario.

Thompson Chacón negó asesorar a su primo sobre temas tributarios del proyecto.

No obstante, Thompson Chacón, el diputado, retiró varias mociones que reducían el impuesto de renta que tendrían que pagar las empresas dedicadas al cannabis medicinal y el cáñamo. Esto ocurrió el lunes de esta semana, después de una entrevista en la que llamó la reducción un “incentivo fiscal”.

“Es más importante desde el punto de vista de reactivación y generación de oportunidades”, respondió cuando se le preguntó sobre si se crearía un nuevo déficit fiscal.

Thompson mantiene un plan para que ingresen como empresas de Zonas Francas aquellas que producen productos médicos y terapéuticos con derivados del cannabis psicoactivo. Tendrían que tener un capital de $150 mil para optar por esa opción, cifra ambiciosa para cualquier industria nacional emergente.

“A mi juicio podría generar encadenamientos productivos importantes. Puede ser local o extranjero, no está limitado. Yo creo que es un tema ideológico de por medio. Hay gente que cree en el régimen (de Zonas Francas) y gente que no cree… ”, respondió Thompson sobre si estaría creando una disparidad contra empresas extranjeras.

La diputada Zoila Volio, en entrevista, describió que la relación con el empresario “Son llamadas por teléfono: ‘mirá hay una moción de tal cosa’, ‘hay una moción que me interesa’, ‘estoy pensando en quitar el impuesto’… Es una conversación. Reunión, para mí, es otra cosa. Él está en Washington”.

Se le solicitó a la diputada ampliar la información del impuesto que habló con Thompson.

“Yo fui… El proyecto original tenía un 1% (especial) a las utilidades, pero había una moción de Karine Niño (PLN) para pasarlo como valor agregado. Entonces le pregunté, ‘¿vos qué considerás que es más oportuno?’. Pero como una consulta, para yo tener criterio, nada más”, respondió Volio.

Volio dijo que la última vez que vio al empresario fue durante una actividad organizada por la Coalición Costarricense de Iniciativas de Desarrollo (Cinde). De esta actividad se publicó una nota de prensa en La Nación donde Thompson Chacón, el empresario, fue vocero de varias empresas estadounidenses: su empresa IMED CBD y Green Roads of Florida, que industrializa una crema con cannabinoide que IMED registró ante el Ministerio de Salud en 2021.

“Recientemente, me dijo que quería empezar a promocionar a Costa Rica para que cuando sea ley poder venir a invertir… Me imagino que, por eso, su relación con Cinde”, respondió Zoila Volio sobre si conocía el vínculo de Roy Thompson con las empresas extranjeras que podrían tener beneficios como Zonas Francas, si la Comisión de Ambiente aprueba la moción de Roberto Thompson.

Registro sanitario asociado a IMED CBD, un único producto de la empresa estadounidense Green Roads.
Ir al contenido