Otto Guevara preside diez firmas morosas en impuesto a sociedades

La letra pequeña del monólogo antiimpuestos

La Comisión de Asuntos Hacendarios tendrá que escuchar 100 horas al diputado libertario.

El fundador del Partido Movimiento Libertario, Otto Guevara, es el diputado que preside más sociedades que incumplieron con impuesto a sociedades.

El Movimiento Libertario Sociedad Anónima debe cuatro periodos del Impuesto a Personerías Jurídicas
El Movimiento Libertario Sociedad Anónima debe cuatro periodos del Impuesto a Personerías Jurídicas

El diputado del Movimiento Libertario Otto Guevara no cambia su tono de voz para explicar la estrategia que emplea con el fin de obstruir el avance del Proyecto de Impuesto a Personas Jurídicas y a la vez justificar que diez sociedades anónimas que preside están morosas al pago de este tributo.
El Proyecto de Impuesto a Personerías Jurídicas se encuentra en la Comisión de Asuntos Hacendarios y el legislador libertario presentó 228 mociones para evitar que la discusión continúe. Guevara está dispuesto a agotar las 114 horas a las que, según el Reglamento de la Asamblea Legislativa, tendría derecho.
El jefe de la fracción libertaria argumenta que la cruzada es para defender el bolsillo de los costarricenses. El diputado afirma “es un proyecto que va a empobrecer la pequeña empresa y a la clase media”.
Pero el mismo legislador que quiere evitar revivir este impuesto preside sociedades que arrastran deudas, por ese mismo impuesto, de cinco millones y medio de colones.
El monto es producto de 28 períodos no cancelados de la carga que fue aprobada en el 2012 por la administración Chinchilla Miranda. El impuesto se estableció como una forma de recaudar fondos para financiar los proyectos de fortalecimiento de los ministerios de Seguridad y Justicia.
El tributo se cobró durante cuatro años, ya que en 2015 la Sala Cuarta resolvió una acción de inconstitucionalidad y lo anuló.
Los magistrados adujeron errores en el trámite legislativo. Pero, los integrantes de la Sala no indultaron del pago a las sociedades vigentes. Es decir que toda personería jurídica inscrita ante el Registro Nacional de la Propiedad debía pagar el impuesto, incluyendo el período del 2015.
Por lo que Guevara es el legislador que preside la mayor cantidad de sociedades morosas del tributo a personerías jurídicas.
La base de datos del Registro Nacional reporta que la sociedad anónima del legislador Guevara que mantiene la mayor deuda es Inversiones Roblesur, que debe poco más de un millón de colones.
Pero también están morosas las personerías jurídicas: Hotel de Montaña Zurquí, Vistas de Río Mar, Inmobiliaria Roble Sur de Puntarenas, Celmark, Cel Resolución Adecuada de Conflictos, Concresur, 3-101-558161 S.A, 3-101-558131 S.A e incluso el Movimiento Libertario Sociedad Anónima.
“Ninguna de esas está activa. Ni tengo interés en esas sociedades. Lo que corresponde es que sean disueltas”, alega el legislador libertario.
La información del Registro Nacional también evidencia que seis de estas sociedades nunca pagaron el impuesto, mientras que cuatro solo adeudan el período 2015.
¿No cancelar el impuesto es un planteamiento ideológico propio del Movimiento Libertario?, cuestionó UNIVERSIDAD a Guevara, quien repitió:
“No. Yo no tengo ningún interés en estas sociedades. Pueden desaparecer mañana mismo que nada pasa”.
UNIVERSIDAD, asimismo, revisó el cumplimiento tributario de los donantes de la última campaña presidencial del Movimiento Libertario y detectó que casi la mitad de las personas que realizaron aportes económicos al partido encabezado por Guevara dejaron de pagar el impuesto.
Entre octubre de 2013 y febrero de 2014, la agrupación política recibió dinero de 107 partidarios y de los cuales 50 estaban morosos con el Impuesto de Sociedades Anónimas. Los financistas libertarios deben a Hacienda casi ¢90 millones de colones.
El actual legislador Guevara añade: “En el país hay un gran número de sociedades que se inscribieron pero no tienen actividad económica o activos, entonces muchas personas, incluido yo, decidieron no pagar impuestos porque no hay un interés real en esa personería jurídica”.

CIEN HORAS DE SOLEDAD

En el acta de la Comisión de Asuntos Hacendarios del pasado 7 de setiembre se plasmó la premonición del largo camino que le espera al Proyecto de Ley de Impuesto a las Personas Jurídicas.
El legislador del Movimiento Libertario, Otto Guevara tomó la palabra y dijo: “Así es que entretengámonos. No hay problema. Vengo bien armado. Empezamos la discusión de estas 228 mociones vía artículo 137 sobre el proyecto de impuesto a las personas jurídicas”.
Desde esa fecha se han realizado ocho sesiones de la Comisión y en la mitad de las reuniones de los diputados se discutió el expediente de Personerías Jurídicas. En este tiempo Guevara acaparó la palabra pero hasta ahora solo se conocieron seis de las mociones presentadas.
La otra mitad de las sesiones fue dedicada a las audiencias para avanzar en la tramitación del Plan de Gastos del Ejecutivo para el próximo año.
El diputado del Frente Amplio José Ramírez alega que la presidenta de la Comisión de Hacendarios, Rosibel Ramos al igual Guevara entorpece el avance del expediente.
“Él (Guevara) habla a favor de las mociones, ella (Ramos) habla en contra, pero está a favor de la posición de Otto. Lo hacen como para ir ganando tiempo”, asevera Ramírez.
“Mil veces hipócritas”, le responde al diputado Ramírez del Frente Amplio la legisladora de la Unidad Social Cristiana y presidenta de la Comisión de Hacendarios, Rosibel Ramos. La socialcristiana agrega “yo no le hago ningún juego a Guevara”.
La bancada de la Unidad asevera qué, a pesar de estar en contra del proyecto, no van a bloquear el avance de la discusión.
Los socialcristianos piden que el Ejecutivo tome en cuenta una serie de reformas planteadas. Rosibel Ramos asegura que su fracción tiene claro que el texto del proyecto debe reformarse.
“Este proyecto afecta las personas que menos tienen: el dueño de la pulpería, el de la finquita o la casita”, afirma Ramos.
La bancada socialcristiana presentó unas mociones para condonar las deudas acumuladas del impuesto anulado por la Sala Cuarta, también plantea que el impuesto debería ser conforme los ingresos de cada sociedad anónima y que lo recaudado se distribuya de otra manera.
“Por ahora queremos que esas mociones se aprueben. Pero la mayoría en la Unidad estamos claros de que no vamos a apoyar este impuesto”, manifiesta Ramos.
La oposición de la Unidad se debe a un pacto firmado por partidos de oposición en las vísperas del pasado 1 de mayo y que fraguó un Directorio Legislativo presidido por el liberacionista Antonio Álvarez.
La palabra de la Unidad se empeñó en un documento que plantea la lucha en contra de los proyectos para nuevos impuestos del Poder Ejecutivo.
Aunque la fracción de Liberación Nacional firmó ese compromiso ahora pareciera que están convencidos de la necesidad de aprobar el impuesto a las personas jurídicas. La integrante de la Comisión de Hacendarios y legisladora liberacionista Paulina Ramírez reconoce que su bancada apoya el proyecto. “En la fracción de Liberación Nacional hemos estado a favor del texto”, asegura Ramírez.
Mismo criterio comparte el diputado de Alianza Demócrata Cristiana, Mario Redondo, “no me parece conveniente retrasar un proyecto que da recursos a la seguridad”.
Redondo incluso cuestiona la estrategia libertaria, “me parece que es un instrumento que no es acorde con los términos de una correcta democracia. No se vale que una minoría le imponga a la mayoría su posición. Eso es antidemocrático”.
La Comisión de Asuntos Hacendarios está integrada por once legisladores y aunque no todas las fracciones están de acuerdo con el proyecto de impuestos, el único que tiene una estrategia para obstruir el texto es Otto Guevara.
El libertario asegura no sentirse solo, afirma tener el apoyo de sus dos compañeros de bancada y de la fracción de la Unidad Socialcristiana.
“Una vez que evacuemos las 200 mociones en la comisión las reiteraremos en el Plenario y ahí mis compañeros me ayudaran con la revisión”, concluye Guevara.
Los diputados de diferentes fracciones consultados por UNIVERSIDAD concuerdan que la dinámica de la Comisión de Hacendarios se ha tornado cansada y reiterativa. Mientras que el avance del expediente es nulo.
También reconocen que la llave para desobstruir la discusión está en manos del Poder Ejecutivo.
El viceministro de la Presidencia, Luis Paulino Mora, afirma que ya tuvo un acercamiento con el legislador Guevara. El representante de Casa Presidencial alega que intensificarán las negociaciones con el fin de levantar el bloque al proyecto de ley. “Las 200 mociones rebalsarían la capacidad de la Comisión para ser atendidas”, sentenció Mora.



“Tengo la carabina cargada”

Entrevista con el diputado del Movimiento Libertario Otto Guevara

¿Cuál es la estrategia detrás de esta manera de obstruir el proyecto de Impuesto a Personerías Jurídicas?
-Son dos objetivos: Primero tratar de convencer al resto de diputados de que no procede este proyecto de ley y que debe ser rechazado y, por otro lado, también se busca evitar que le entremos a la tramitación a los otros dos proyectos estrellas del Poder Ejecutivo con relación al incremento de impuestos. Uno la reforma al impuesto de ventas, y la otra es la ley al impuesto sobre la renta. Mientras yo esté defendiendo estas mociones se impedirá conocer otros proyectos al menos durante los siguientes siete meses.
Hay una mayoría de legisladores a favor del proyecto, por lo que su estrategia se tilda de obstruccionismo parlamentario y legisladores de la Comisión de Hacendarios alegan estar cansados de la dinámica que usted está llevando a esta comisión…
-Tendrán que ver de qué manera desarrollan tolerancia y paciencia. Pero si no quieren prestar atención hay maneras de enfrentarlo. Les recomiendo llevar audífonos y tienen sus dispositivos electrónicos si quieren escuchar música o pueden llevar un libro para leer mientras yo hago mis argumentaciones.
Durante el tiempo para defender las mociones en la Comisión de Hacendarios, usted ha hablado de temas como lo sucedido en la ONU durante la intervención del Presidente de Brasil, y desde ahí criticó al Presidente de la República. ¿Qué relación guarda esto con el tema de impuestos?
-En todas mis intervenciones usted va a escuchar diferentes tipos de alegatos o temas. Lo del presidente en la ONU tiene relevancia con el clima de inversiones y esto tiene relación con sociedades anónimas e impuestos. Así que seguiré hablando de eso y muchos temas. Tengo la carabina cargada para hablar todas las horas que sean necesarias.
¿Cómo darle más recursos a seguridad sin aumentar impuestos?
-Se ha argumentado que este dinero es para contratar policías y eso es falso. Esto es para mejorar la infraestructura de delegaciones policiales y eso se puede hacer a través de convenios con el sector privado o también vía reasignaciones presupuestarias para canalizar recursos al Ministerio de Seguridad.



Crecimiento de seguridad se apoya en impuesto

El Ministro de Seguridad Pública, Gustavo Mata, no titubea al describir el panorama que enfrenta su cartera debido a la disminución presupuestaria.

“El próximo año no se va a poder pegar ni una tabla en ninguna delegación”, alega el jerarca de un Ministerio que preveía recibir al menos ¢40 mil millones de colones anuales por concepto de recaudación del impuesto a Personerías Jurídicas y con ello llenar un vacío que deja el poco crecimiento del plan de gastos para el 2017 enviado por el Poder Ejecutivo a discusión en el Plenario.
¿Qué significaría el recibir los fondos del Impuesto a Personas Jurídicas?
-Es un apoyo de recursos frescos que nos vienen a apoyar desde el nivel operativo, hasta nivel logístico, porque el presupuesto ordinario del Ministerio de Seguridad no crece desde hace dos años.
¿Por qué no crece?
-El endeudamiento de este país provoca que todos los ministerios nos contraigamos. Nosotros habíamos manifestado que este presupuesto es de suma importancia para la operatividad de la policía y así lo saben todos los diputados, vea que es un solo diputado el que tiene trabada la discusión.
¿Cuál es el efecto de la falta de estos recursos?
-Este año ya no compramos carros y el próximo año tampoco lo vamos a hacer, ni siquiera tendremos dinero para crecer en compra de combustible. La comida de los policías se va a ver perjudicada. No se van a comprar uniformes. No se va a poder pegar ni una tabla en ninguna delegación. El asunto es serio.



p-52-tabla-otto



 


Warning: file_get_contents(https://graph.facebook.com/?ids=https://semanariouniversidad.com/pais/la-letra-pequena-del-monologo-antiimpuestos/): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/elements/element.php on line 80
0 comments

Otros Artículos

Costa Rica ha construido un marco legal fuerte y contundente en referencia a la posición y valoración de las mujeres dentro de los diferentes contextos

Ante la posibilidad -o no- de aplicarle una sanción al Rector, considero oportuno realizar algunas precisiones referente al procedimiento para realizarlo.