Luis Antonio Sobrado presidente del TSE

“Es importante ir a votar libres de presiones religiosas”

El magistrado recuerda la prohibición de usar motivos religiosos, pero evita entrar al debate político. Además, acepta que convienen cambios en el futuro cercano.

Luis Antonio Sobrado es tan calculador en sus palabras que en varias ocasiones es posible adivinar cómo acabará la frase apenas la inicia. Su cautela es incluso mayor cuando el tema es delicado, como pueden serlo los cuestionamientos que ha disparado el candidato Juan Diego Castro al trabajo del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) o directamente a su magistrado presidente.

Es calculador, pero no lacónico ni mucho menos. Tiene más que interiorizado el discurso ahora que enfrenta su tercera elección nacional como presidente del TSE y lo suelta con fluidez. Que todo está blindado, que no hay por qué desconfiar del TSE, que se necesitan partidos fuertes y los ciudadanos tienen que hacer el trabajo de informarse bien para votar de manera inteligente, como dice el lema institucional en esta campaña.

Sale con corbata recién puesta y nos atiende en un salón adornado con unos cuadros ordenados como en cronología, desde un barrio repleto de banderas del bipartidismo a uno con banderas de diversos colores. Quizás falte uno totalmente sin banderas, están ahora los barrios, a pesar de ser enero el mes de la verdadera contienda electoral.

¿Cree eficaz el abordaje de pedir un voto informado o voto inteligente?

  • Ha sido particularmente lúcida la manera comunicacional porque ha tomado en cuenta al lector de este momento con numerosas fuentes de información y en procesos de desafección de los partidos políticos; se piensa también mucho por quién votar, el pasado ya no marca las elecciones y se valora más que la divisa la credibilidad del candidato y la seriedad de sus propuestas. Estamos en momentos apremiantes con la crisis fiscal y, precisamente, por eso hay que tomar la decisión con la cabeza a partir de información creíble y sólida sobre quiénes son las personas más capaces para acometer con más posibilidades de éxito esa problemática.

¿No es redundante que en tiempos en donde todos tenemos información como nunca, el TSE nos pida que nos informemos más?

  • Ciertamente los spot de prensa muestran esta situación. Desde luego tenemos acceso a muchas fuentes de información, pero lo que hacemos es recordar al ciudadano que si eso se informa muy bien para decisiones de su vida privada, con mayor razón hay que hacerlo en los asuntos de la vida pública. Es un llamado que hacemos a votar con inteligencia y no dejándose llevar por ataques personales o por la pirotecnia publicitaria.

¿No teme que en este contexto quien se informe mucho acabe decidiendo no votar?

  • Respeto las opiniones de las personas, pero abstenerse de votar no es una decisión inteligente. Vamos a tener recambio gubernamental en mayo, sea que participen pocos o muchos. El automarginarse de esa decisión es permitir que sean otros los que escojan. Una alta participación con criterios inteligentes es una manera de asegurarse que el nuevo Gobierno sintonice con los deseos de las mayorías.

¿Cómo cree que puede impactar la Semana Santa a la probable segunda ronda?

  • No es una buena noticia esa coincidencia, porque significa que es una época de vacación, pero es una fecha definida por la Constitución que no está en nuestras manos modificar. El reto que asumimos como Tribunal y como país es cumplir con la responsabilidad de terminar de resolver la elección en abril y hacer los ajustes personales necesarios para no perdernos esa oportunidad de ser los grandes tomadores de esa decisión

Parece una mala coincidencia que se cruce la Semana Santa en una elección marcada en buena parte por asuntos de sensibilidad religiosa.

  • Como organización electoral, nuestra responsabilidad es hacer prevalecer la libertad del voto, que la decisión en febrero o abril esté guiada por lo mejor para el país, sin que sea coaccionada por factores externos. La constitución misma marca la prohibición de utilizar motivos religiosos para favorecer o perjudicar a alguna candidatura. Lo otro es una discusión más grande que tiene el país sobre temas que generan situación de no consenso. Es importante ir libres de coacción y presiones religiosas.

Si en 2014 en el proceso electoral se jugaba la adaptación al cambio, ¿en esta qué se juega?

  • La tendencia de 2014 se ha profundizado. El perfil de un elector inteligente se ha tendido a posicionar como algo permanente y los partidos no la tienen fácil en un clima de desconfianza. Costa Rica enfrenta problemas como el déficit fiscal, que es delicado, y una sociedad costarricense que requiere consensos sobre temas espinosos y por eso esta elección es importante, para esos consensos y para que este país, que a veces parece entrampado, pueda evolucionar según la voluntad de las mayorías.

¿Está sometiéndose a prueba la confianza en el sistema electoral?

  • El Tribunal y el sistema electoral gozan de amplia credibilidad en la mayoría de los costarricenses y no es gratuita. Hemos guiado procesos electorales desde 1948 con gran éxito y eso nos hace la democracia más longeva de este subcontinente. Es un proceso blindado, una institucionalidad neutral que asegura el respeto a la voluntad popular y que se hace a la vista de todas las personas, que se hace con múltiples facultades de fiscalización con control cruzado con los partidos políticos. Eso nos hace que el día de las elecciones 70.000 costarricenses tengamos los ojos puestos en lo que se hace en las urnas.

Pero un candidato presidencial, Juan Diego Castro, ha hecho cuestionamientos inusuales al Tribunal y a usted directamente. Quizás es la primera vez en que uno de los principales candidatos lo hace de previo a la elección.

  • El Tribunal Supremo de Elecciones no reacciona a lo que digan los candidatos por varias razones, fundamentalmente porque el debate es entre ellos. Se trata de que las personas evalúen a los candidatos y estos son los que están sometidos al escrutinio público, y no puede entrar en la discusión porque puede distorsionar de manera inadecuada la lógica de procesos electoral.

¿Los partidos hacen lo suficiente para reivindicar la figura de los partidos tan venida a menos en años recientes?

  • Mire, se mantiene la inscripción de fiscales y miembros de mesa en los niveles de procesos anteriores. Tienen que batallar con esa desafección popular y la desconfianza asentada en el costarricense en la clase política y tienen que entusiasmar a la gente en un clima adverso. Hay un desafío grande en el país; todos debemos llegar a la convicción de que la democracia requiere partidos políticos democráticos, institucionalizados y transparentes en su funcionamiento.

Mucha gente pide ahora más poder en la elección con formatos como el voto preferente…

  • …que echaron para atrás en Dominicana y quieren quitarlo también en Panamá.

Claro, pero tienen que ver con dar más poder al ciudadano sobre la elección del partido, o por lo menos así se argumenta. ¿Tiene una posición el Tribunal?

  • La personalización de la política siempre ha conducido a resultados negativos. Esa ha sido siempre la experiencia en América Latina. Se han demostrado impactos negativos que hace a algunos países arrepentirse, porque encarecen las campañas políticas, generan canibalismo en los partidos y dificulta el control del financiamiento partidario y poca lealtad dentro de las fracciones parlamentarias, entre otos factores.

¿Qué se puede hacer entonces?

  • Hay maneras de personalizar más el voto conservando la estructura partidaria y su solidez; hay expositores que hablan sobre el modelo alemán de elección de diputados, que conserva la elección proporcional y partidaria, la combina con la elección personalizada en distrito electoral. Hacer explotar el sistema de partidos lo que hace es abrir las puertas a experiencias antidemocráticas.

¿Está haciendo suficiente el TSE por visibilizar la elección legislativa?

  • Creo que la elección legislativa es tan importante como la de presidente, porque la eficacia del Ejecutivo dependerá de cómo se conforme la elección legislativa. Es importante hacer una reingeniería importante a la manera como escogemos diputados, pero en este proceso sí le hemos prestado atención (…) aunque los partidos no han cumplido en su totalidad con esta necesidad de suministrar información para visibilizar a los candidatos legislativos.

¿Han visto otros formatos posibles?

  • Hay maneras en que en otros países se resuelve la elección legislativa. Por ejemplo, en Francia se define primero al Presidente de la República y solo después van a elección de la Cámara Legislativa. Eso hace que la sombra de la elección presidencial no pese sobre la parlamentaria. La única manera de redimensionar la importancia de la elección legislativa es que tarde o temprano nos pongamos a diseñar esta reingeniería del método de elección.

¿Lo hará usted?

  • De esto se ha hablado en instancia como el grupo de notables, pero es algo que debe emprenderse en serio por parte de la Asamblea Legislativa en el momento en que tengan la voluntad.

¿Cómo palian la inequidad en financiamiento electoral?

  • Con el programa votante informado hemos tratado de dar mucha exposición a los candidatos y hemos apoyado todo tipo de encuentros y debates. Los efectos no todos positivos de nuestro modelo de financiamiento es algo que debemos acometer pasadas las elecciones.


Warning: file_get_contents(https://graph.facebook.com/?ids=https://semanariouniversidad.com/pais/importante-ir-votar-libres-presiones-religiosas/): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/elements/element.php on line 80
0 comments