País Auditoría de CGR 2017-2019

 Fifco, Britt, H.Solís, farmacéutica y piñeras fueron grandes contribuyentes que quedaron fuera del foco de Hacienda en algunos años

Contraloría General enumeró 39 importadores excluidos del Registro Único Tributario y lista fue obtenida por UNIVERSIDAD después de recurso de amparo por información.

Una lista cruzada entre información del Ministerio de Hacienda y una auditoría de la Contraloría General de la República (CGR) enumera a 25 grandes contribuyentes que operaron como importadores pero, mientras lo hacían, estaban desinscritos del Registro Único Tributario (RUT) de Hacienda que lleva control de quiénes pagan impuestos y cuánto pagan por ellos. Los años auditados por la CGR fueron el 2017, 2018 y 2019.

Entre los grandes contribuyentes figuran tres sociedades que solían pertenecer al holding de Florida Ice and Farm (Fifco), una sociedad de la marca de café y chocolatería Britt; la constructora Hernán Solís; y el gigante farmacéutico GlaxoSmithKline.

“La idea es que el RUT es la fuente primaria de información tributaria. CGR tiende a quedarse en la superficialidad del fenómeno y tuvieron que investigar: ¿por qué? Si es un problema de software o de control de Hacienda”, exviceministro de Hacienda, Fernando Rodríguez.

Asimismo hay empresas agroproductoras como la piñera alajuelense Exportaciones Norteñas (este semanario encontró que reportó utilidades cero a Hacienda en el mismo año que CGR la reporta como desinscrita, y es uno de cuatro casos similares); así como tres empresas fruteras del Grupo Acón.

En total, el ente contralor encontró 42 casos de estas desapariciones (con 39 sociedades). Adjunta, está la lista de los 25 grandes contribuyentes y los años que no estaban en el RUT.

“No es parte del alcance si estas personas pagaron o no impuestos. Estamos diciendo que estos importadores, que importaron volúmenes importantes, no aparecen en esa base de datos del Registro Único Tributario en calidad de inscritos. Son las bases de datos que tiene la Administración para hacer sus funciones. Podrían estar quedando por fuera de algunas fiscalizaciones que el Ministerio de Hacienda decida hacer. Si ellos deciden fiscalizar y el actor no está inscrito, nunca se va a seleccionar”, dijo en entrevista Julissa Sáenz, quien funge como gerente del área de fiscalización en Sistemas de Administración Financiera en la CGR.

“Una sociedad anónima que no está en el RUT, en teoría, no podría estar declarando porque para declarar el impuesto de renta debe estar dentro del registro. La idea es que el RUT es la fuente primaria de información tributaria. CGR tiende a quedarse en la superficialidad del fenómeno y tuvieron que investigar: ¿por qué? Si es un problema de software o de control de Hacienda”, explicó el exviceministro de Hacienda y profesor de economía de la Universidad Nacional, Fernando Rodríguez.

De acuerdo con el informe DFOE-SAF-IF-00017-2020, emitido en setiembre del 2020, los casos enumerados “registraron importaciones por ¢370.936 millones e impuestos aduaneros pagados por ¢51.078 millones de 2017 a 2019 (y que se ubican en el grupo de importadores que registró el 80% de importaciones en ese periodo)”.

“Son pagos que ellos efectivamente hicieron. El número es para hacer referencia al tamaño de estos actores”, afirmó Julissa Sáenz.

Sin embargo, empresas que respondieron a solicitudes de declaraciones de UNIVERSIDAD manifiestan que existen contradicciones porque la ausencia en el RUT ocurrió en años específicos dentro de su historia fiscal; y, una mayoría, da cuenta de que están al día con sus obligaciones tributarias.

La lista fue solicitada entre setiembre y noviembre del 2020 por UNIVERSIDAD. Hacienda emitió el documento el pasado 11 de febrero, hasta después de que la Sala Constitucional resolviera a favor de este medio un recurso de amparo para el cumplimiento del derecho a la información pública. Este resultado consta en la resolución No. 2020023413 del 9 de diciembre del 2020.

“Después de analizar los elementos probatorios aportados, este Tribunal acredita la violación a los derechos fundamentales de la amparada”, asegura la resolución de la Sala IV.

Para complementar esta información, se solicitó una entrevista con el director de Tributación, Carlos Vargas, vía un mensaje de texto a su celular y, posteriormente, por medio del departamento de prensa de Hacienda. Esta cita no fue programada al cierre de este artículo.

Deudas en Hacienda y CCSS

UNIVERSIDAD buscó a los 39 importadores dentro de las consultas públicas del Ministerio de Hacienda y Patrono al día de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS).

Como gran contribuyente, Eaton Electrical S.A. tiene en cobro administrativo ¢703 millones por tres tractos del impuesto sobre la renta del 2017, según la Administración Tributaria Virtual (ATV) de Hacienda. La sociedad fue desinscrita en el 2018 de Hacienda; no obstante la empresa aún opera en el país. Por correo, se solicitaron declaraciones al gerente de Ventas, William Ortiz; esta solicitud fue remitida a otra funcionaria.

En cuotas patronales, GBB Latinoamérica SRL, conocida como Best Brands tiene un cobro administrativo por ¢193,7 millones en la CCSS. Se le envió un correo a la gerente de mercadeo, Adriana Guzmán.

La sociedad Corporación de Supermercados Unidos S.A. fue desinscrita en el 2017 y, según la CCSS tiene ¢318.286 en cobro administrativo. Esta sociedad era conocida comercialmente por las marcas Más x Menos, Palí, Maxibodega e Hipermás (antes de ser absorbida su operación por Walmart).

Se envió un correo al Grupo Cuestamoras, su antiguo tenedor, junto con la información de otra sociedad anónima del grupo que aparece en la lista de CGR: Corporación de Compañías Agroindustriales CCA; conocida como Hortifruti y que fue desinscrita en el año 2017, sin deudas.

Entre los importadores que no son grandes contribuyentes, se encuentra Martec S.A. El ATV de Hacienda dice que acumula un total de ¢5,5 millones en cobros administrativos; de los cuales ¢4 millones provienen del impuesto sobre la renta del 2019.

Martec es “una de las compañías de procesamiento de pescado y maricultura de América Central”, según su sitio web. Esta empresa estuvo desinscrita del RUT, según CGR, en los años 2017 y 2019. UNIVERSIDAD dejó un mensaje para el departamento de mercadeo en sus oficinas centrales.

Por último, el ATV de Hacienda dice que la sociedad Compañía Costarricense del Café SRL (desinscrita en el 2017 y cuyas operaciones migraron a Duwest Cafesa, a quien se le envió un correo) tiene ¢12.468 en cobro administrativo por el impuesto sobre la renta del 2017 y un Timbre de educación y cultura.

Coincidencias con contribuyentes de utilidades cero

UNIVERSIDAD encontró cinco coincidencias con grandes contribuyentes que reportaron cero impuestos en declaración de utilidades, a partir de listas emitidas por el Ministerio de Hacienda.

Grupo Quality Motors S.A. reportó cero utilidades en el 2018 y 2019, de acuerdo con la lista que Hacienda remitió al despacho del diputado José María Villalta. La sociedad figura como desinscrita del RUT en el 2018, de acuerdo con la lista de Hacienda y CGR.

La piñera Exportaciones Norteñas S.A. apareció desinscrita en el 2018. Ese mismo año, y también en el 2019, reportó cero utilidades a Hacienda.

Almacenes Siman S.A. sí reportó importaciones a Aduanas en el 2018, según CGR. Ese mismo año estaba desinscrita en el RUT; no obstante, declaró cero utilidades a Hacienda.

También en el 2018, el mismo comportamiento ocurre para Erial B Q S.A., que es conocida comercialmente como Office Depot.

En un caso fenecido, Reca Química S.A. (desinscrita de Hacienda en el 2017) fue una sociedad que reportó cero utilidades en seis años (2008, 2013, 2014, 2015, 2016, 2017). En julio del 2017, la sociedad fue absorbida por la empresa de pinturas Pintuco Costa Rica PCR S.A., según dice la lista de Hacienda que aportó el despacho de Villalta para estas consultas.

Empresas acusan contradicciones

UNIVERSIDAD recibió respuestas vía correo electrónico del holding Fifco; Grupo Britt; la vendedora de automóviles BMW, Bavarian Motors; Huawei; y Grupo Acón. En contribuyentes generales respondieron Agropecuaria El Surco (un caso repetido en dos años); y Flexográfica de Exportación, S.A.

Se enviaron consultas sobre tres empresas de Fifco. ATV señala que a dos las representa Ramón de Mendiola (Embotelladora Centroamericana, antigua Pepsi; y a Hi Cuvee). También se preguntó por Productora La Florida.

“Estas sociedades ya no existen por lo que obviamente no están sujetas a ninguna entidad tributaria ni de ninguna otra índole”, respondió Gisela Sánchez, directora de Relaciones Corporativas de Fifco.

El executive chairman y presidente de la directiva de Grupo Britt, Pablo Vargas, respondió a título de la sociedad BrittShop Costa Rica S.A. Escribió que existe “un error en la información” y justificó que “la compañía está inscrita tanto para el pago de Impuesto de renta como de IVA desde noviembre del 2015”.

BrittShop está representada ante Hacienda por cinco personas, de las cuales dos son hijos del empresario Steve Aronson (Benjamin y Phillipe Aronson). Steve Aronson figura en otras investigaciones de UNIVERSIDAD como miembro de la asociación de empresarios Horizonte Positivo, sector empresarial influyente en la administración Alvarado Quesada.

Jorge Acón dice que “para los años 2018 y 2019 estos tres contribuyentes cumplieron con los deberes materiales y formales que así establece la norma y regulación costarricense bajo el Registro Único Tributario (RUT)”. Se refiere a las sociedades Piñales del Caribe, Limo Frut y Piña Frut. Acón es conocido como tesorero de Corporación Bananera Nacional (Corbana).

Otras empresas que señalan incongruencias en los datos son El Surco, productora de fungicidas, insecticidas y herbicidas y Flexográfica de Exportación, empresa dedicada a la producción y diseño de etiquetas. Ambas compañías aportaron pruebas de su historial en Hacienda y cumplimiento tributario.

Federico Robert, apoderado de Flexográfica, dice que la información “es errónea, inexacta y no apegada a la realidad”. La empresa “se encuentra inscrita en el Registro Único Tributario desde el día 01-09-1993”, según escribió.

Para El Surco, el director José Alvarado escribió que “hay un error en la información” de la CGR. El empresario envió una constancia que afirma que su sociedad, comercializadora de canasta básica, ingresó a Hacienda en 1994.

La multinacional china de las telecomunicaciones Huawei afirma que, en su caso, también es una“inconsistencia” porque “Desde el 2007 y en forma ininterrumpida hemos estado inscritos ante Tributación para el pago del impuesto sobre la renta y el impuesto sobre las utilidades”, así como el IVA. En el 2020 recibieron una certificación de la Dirección General de Aduanas “por el alto cumplimiento ante las autoridades y confiabilidad en los procedimientos legales, seguridad y pago de las obligaciones tributarias en nuestras importaciones”.

“Nos encontramos al día con todas las obligaciones tributarias de la sociedad. Puede corroborar este tema con Randall Chacón del Ministerio de Hacienda que es el ejecutivo asignado a nuestra cuenta”, escribió Esteban Pacheco, de Bavarian Motors.


Tres casos repetidos

Después de que se entregaron los 42 casos señalados por la CGR, la lista se redujo a un total de 39 importadores, pues este semanario encontró que existen tres sociedades que repitieron su condición en dos años distintos del análisis.

Estas tres sociedades, según la Contraloría, coinciden como desinscritas del RUT en el 2017 y en el 2019. Se trata de Agropecuaria El Surco S.A., la pesquera Industrias Martec S.A. y La Casa del Agricultor S.A. Ninguna de ellas es gran contribuyente y solamente Martec sostiene cobros en Hacienda (¢5 millones).


 

Ir al contenido