Fallo de la Sala IV sobre plan fiscal da “confianza”, pero Hacienda todavía corre para cerrar el año

La ministra Aguilar asegura que aún no tienen los recursos suficientes para cerrar el año y vaticina un retraso en el pago de los aguinaldos, pero subraya que ahora será más fácil captar el dinero.

La ministra de Hacienda, Rocío Aguilar, abrazó fuerte al presidente Carlos Alvarado en un momento de “alivio”, reconoció este martes, apenas cuatro días de esa simbólica imagen en medio de la conferencia de prensa en la que ambos jerarcas celebraron el aval de la Sala Constitucional al proyecto de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, la reforma fiscal.

En esa conferencia, dijo Aguilar, lo que estaban celebrando era el tanque de oxígeno que les brindaba la reforma, no solo por los recursos que podrían obtener a partir de las amnistías tributarias a partir de inicios de 2019, sino —principalmente— de “la confianza” que la eventual aprobación del proyecto podría traer a los mercados en los que Hacienda busca financiar lo que resta del año.

Este panorama, sin embargo, todavía no está claro. Apenas este martes, la jerarca reconocía que aún no está la plata para pagar las obligaciones típicas de fin de año, como aguinaldos y salarios escolares, aunque sí señaló que el avance de la iniciativa aumenta considerablemente la capacidad para captar esos dineros.

Eso sí, la prisa continúa y la jerarca no esconde que probablemente habrán retrasos con los pagos en diciembre, especialmente porque el Estado debe devolver al Banco Central ¢498.000 millones de las Letras del Tesoro, que pidió en setiembre, y gestionar una buena parte de la deuda que acumula.

En esa línea, describió que aquel abrazo con el presidente fue “un momento de alivio, pero no de alivio por llegar al final, sino de estar ingresando por la puerta correcta”.

Para la jerarca, lo importante —por ahora— es que los mercados asimilen el paso que dará Costa Rica, de modo que accedan a financiar al país en mejores condiciones en las próximas semanas.

Apenas en setiembre pasado, Hacienda acudió al Banco Central para imprimir¢498.000 millones a través de las Letras del Tesoro, que deberá devolver en diciembre, un último recurso que dijo haber utilizado para no endeudarse en el mercado interno por tasas “obscenas”.

Ahora, las Letras del Tesoro —si bien evitaron otro tipo de endeudamiento— aumentan las obligaciones de Hacienda de cara a lo que resta de 2018, junto con los vencimientos de la deuda y el pago de transferencias y remuneraciones, una fuerte carga que la cartera de Hacienda corre para cerrar.

Vale recordar que los impactos de la reforma apenas empezarían a ser perceptibles para el Gobierno a inicios de 2019 con las amnistías tributarias —cuya recaudación se estima en unos ¢170.000 millones— y, posteriormente, con la recaudación de los primeros impuestos en el segundo semestre de ese año.

Por ahora, eso sí, hablamos de una enorme cantidad de obligaciones para las que el Estado deberá financiarse de otras maneras, entiéndase adquiriendo más deuda.

¿Habrá recursos?

Sobre si habrá o no dinero tras el fallo constitucional, la ministra Aguilar prefirió no generar falsas expectativas y señaló que “hoy día no se tiene el dinero, pero lo que ha aumentado es la probabilidad de conseguirlo”.

Esas palabras las utilizó en el programa radial Hablando Claro de Radio Columbia, donde indicó que “espera captar los recursos en los siguientes días, pues tienen perfectamente definido de dónde podrían provenir los recursos que hacen falta”.

Según la jerarca, “la prioridad número uno” será el pago de las Letras del Tesoro, dinero que deberá devolver al Banco Central a más tardar el 26 de diciembre y que espera recolectar a través de contratos de colocación ya pactados, la fusión de Bancrédito con el BCR —que dará unos $50 millones (más de ¢30.000 millones) en efectivo— y los títulos que se colocarán en el mercado en las próximas semanas.

Sobre el resto de las obligaciones, subrayó que la ruta será “seguir activos en el mercado, captando recursos, de modo que se puedan cumplir el resto de las obligaciones, desde salarios y pensiones, hasta aguinaldos”. Eso sí, enfatizó en que “no cree posible que el aguinaldo se pague en los primeros días del mes de diciembre”.

Ante esta situación, la ministra prefirió simplemente asegurar que desde su cartera “están haciendo todo el esfuerzo”, tomando también en cuenta que deberán redoblarlo para el próximo año, con una importante deuda acumulada y vencimientos de corto plazo”muy grandes”.

Para atender esa situación, recordó que pronto enviará a la Asamblea una propuesta de financiamiento externo por $6.000 millones (¢3,7 billones) para los próximos seis años, pues si no la deuda debería conseguirse en el mercado local, lo que presionaría muy fuertemente las tasas internas. Con ese proyecto, Hacienda podría captar $1.500 millones de los $9.500 millones que necesitará el próximo año del extranjero.

Tomando todo esto en cuenta, la ministra insiste en que pasaron “días de muchísima angustia”, pero no esconde que las presiones no paran: el plan fiscal es solo una pieza.


Warning: file_get_contents(https://graph.facebook.com/?ids=https://semanariouniversidad.com/pais/fallo-de-la-sala-iv-sobre-plan-fiscal-da-confianza-pero-hacienda-todavia-corre-para-cerrar-el-ano/): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/elements/element.php on line 80
0 comments