País

Diputados piden comparecencia urgente del ministro de Salud Daniel Salas por COVID-19

Pedirán cuentas por plan de vacunación de COVID-19; diputados de PLN, PUSC, PIN y bloque Nueva República urgen respuestas por falta de diversidad de proveedores de vacunas y lentitud de inmunidad

44 diputados votaron a favor de traer al ministro de Salud, Daniel Salas, a la Asamblea Legislativa. El objetivo de la comparecencia de Salud será que dé cuenta de la “estrategia de vacunación (…) donde se plantean plazos que harían muy lejana la inmunización de la mayoría de los costarricenses”.

No obstante, distintas fracciones manifiestan otras preocupaciones sobre el proceso de atención a la dispersión del virus COVID-19. Según datos de Salud, el miércoles 12 de mayo se registró la más alta cifra de infectados de toda la pandemia. 

Por su parte, el diputado Wálter Muñoz, proponente de la comparecencia de Salas, manifestó que “nos parece fundamental que países que han logrado la vacunación, como Israel o Serbia, nos puedan orientar, que podamos preguntar de manera directa y transparente la no adquisición de vacunas en su diversidad”.

El oficialista Welmer Ramos también solicitó diversificar las marcas de vacunas que se están aplicando a la población de Costa Rica. Ramos pide la aprobación de un proyecto legislativo para “homologar” vacunas.

Actualmente, el Gobierno importa vacunas de las farmacéuticas Pfizer y Astrazeneca. El diputado del PAC reclamó que el resto del mundo cuenta con ocho vacunas disponibles.

Precisamente sobre el contrato de Pfizer, el jefe socialcristiano Pablo Heriberto Abarca reclamó que el Gobierno está “escondiendo” el contrato con la empresa transnacional. Abarca especuló que el proveedor “parece que no está cumpliendo o el Gobierno cronometró esto para llegar a diciembre” (mes en el que se estima llegar a la “inmunidad de rebaño”, según han dicho las autoridades del Ejecutivo).

El tema económico es, no obstante, el eje de las preocupaciones de otras fracciones. La jefa de Liberación Nacional, María José Corrales, dijo que “Si Costa Rica logra inmunizar un 50% de la población, podríamos retomar la actividad económica que teníamos en enero y febrero”.

La fracción del Frente Amplio, por su parte, denunció la “desidia, inacción del Gobierno” en el resto de la gestión sanitaria. Describió que la atención del COVID-19 tiene “opacidad, falta de transparencia, improvisación y eso está generando zozobra en la ciudadanía”.

Acusó que, con esta posición, el Gobierno está alentando “discursos politiqueros”.

“Que el Gobierno rinda cuentas sobre el manejo de la emergencia sanitaria, no es algo que podamos postergar. Si el control político sirve para algo, este es un caso donde es urgente”, afirmó Villalta.

El ministro Daniel Salas asistió a la Asamblea Legislativa en febrero pasado, frente a la Comisión que investiga la Caja Costarricense del Seguro Social. Para ese momento, recordaron diputados, ya existían advertencias de las presiones del sistema sanitario nacional.

De acuerdo con el diputado Carlos Avendaño, que la fecha de la comparecencia de Salas está pendiente de definirse. Durante esta semana, Avendaño funge como presidente en ausencia de Silvia Hernández, quien continúa enferma por COVID-19.

PAC: moción se presta a “expectativas irreales”

La jefa del PAC, Laura Guido, manifestó anuencia a la comparecencia del ministro Daniel Salas, pero con la salvedad de que el plenario avance “en la agenda legislativa”, en referencia a que el Gobierno continúa urgiendo la aprobación del proyecto de Ley Marco de Empleo Público (21.366).

Guido también minimizó la redacción de la moción aprobada porque podría “partir de premisas falsas o imprecisas, o que pueden generar una expectativa irreal de un proceso masivo de vacunación en un país con serios problemas para abastecerse de vacunas”.

La jefa del PAC dijo que el caso de Costa Rica no es único, porque la situación de desabastecimiento ocurre en otros países del mundo.

Puede leer la moción aprobada a continuación:

Ir al contenido