Diputados disidentes de Restauración burlaron reglamento para evitar investigación contra Jonathan Prendas

Jonathan Prendas, presidente de la Comisión de Ingreso y Gasto Público, dijo que se apartaría de la votación que le implicaba; sin embargo, envió a otro diputado a a suplirle pese a que no podía hacerlo por reglamento.

Los diputados independientes separados de Restauración Nacional (RN) burlaron el reglamento legislativo en un intento de evitar que se investigue a su vocero, el congresista Jonathan Prendas.

A Prendas se le acusa de haber  recibido más de ¢1.5 millones por concepto de dedicación exclusiva como asesor legislativo, a pesar de que ofreció sus servicios profesionales —como periodista y como politólogo— para su antiguo partido en campaña electoral, según informó La Nación.

Los diputados incluso lograron que se rechazara en primera instancia la moción de la diputada Paola Vega, quien es la proponente de las pesquisas; sin embargo, lo hicieron a través de un proceso viciado, según explicó el Departamento de Servicios Técnicos ante la consulta de la legisladora oficialista.

El vicio ocurrió porque la votación se resolvió con empate, pero en ella participó el también independiente y separado de RN, Harllan Hoepelman, quien llegó para suplir a Prendas como integrante de la comisión.

Hoepelman llegó para suplir a Prendas a pesar de que este había manifestado que no intervendría en la votación y de que las suplencias son un mecanismo que no aplica para diputados independientes.

De cualquier manera, la suplencia la aceptó esta mañana el primer secretario del Directorio legislativo, el liberacionista Luis Fernando Chacón, quien suplía a la presidenta Carolina Hidalgo, que se encuentra fuera del país. Ese movimiento, según Servicios Técnicos, no debió darse.

En la dinámica legislativa, el proceso más usual es que las sustituciones únicamente se desarrollen por fracciones legislativas, a través de cartas enviadas por los jefes cada bancada; sin embargo, en este caso, Prendas ya no pertenece a ninguna fracción legislativa, por lo que no podía optar por ese procedimiento.

La solicitud de intercambio de Prendas ni siquiera contenía la firma de un jefe de fracción, sino de la también diputada independiente Carmen Chan.

No obstante, la olicitud de sustitución fue aceptada por error del presidente legislativo interino Chacón, la cual derivó en el voto de Hoepelman en la comisión.

Ese voto en contra fue decisivo, pues se unió al de los congresistas Pedro Muñoz del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC,) Otto Roberto Vargas del Republicano Social Cristiano (PRSC) y Erick Rodríguez Steller, independiente; quienes fueron suficientes para oponerse a la intención de la proponente Paola Vega del Partido Acción Ciudadana (PAC), Yorleny León y Franggi Nicolás del Partido Liberación Nacional (PLN), y Xiomara Rodríguez de Restauración Nacional (PRN).

Luis Fernando Chacón también es parte del foro, sin embargo, no pudo asistir porque se encontraba en sesión extraordinaria de la Comisión de Nombramientos.

En el proceso, Hoepelman —cuya participación fue cuestionada— no solo votó en contra la moción sino que además buscó aplicarle una moción de revisión, movimiento que habría dejado la intención completamente enterrada si se repetía el resultado.

No obstante, esta intención no pudo concretarse, pues la oficialista Vega advirtió sobre una posible nulidad en el proceso y contó con el respaldo de la presidenta en ejercicio de la comisión, Yorleny León.

Una votación complicada

Antes del complejo procedimiento de este jueves, la moción de la oficialista Vega pasó varias semanas estancada, desde su presentación el 11 de octubre.

La moción se leyó hasta el lunes anterior; sin embargo, en ese entonces incluía una solicitud de que Prendas se apartara de la presidencia de la Comisión de Ingreso y Gasto Público, algo que debió cambiarse, pues no era legalmente viable, y provocó que no se pudiera votar antes del cierre de ese día.

Vega sí presentó las correcciones a la moción minutos antes del cierre de la comisión; sin embargo, acusó a Prendas y la dipuada Ivonne Acuña —también afín a Prendas— de perpetrar “un atraso totalmente planificado”.

En el caso de Acuña, Vega aseguró que la congresista habría llegado al foro a pesar de que no es parte del mismo para “dilatar y hablar por el fondo cuando no le correspondía, obligando a leer considerandos que no era obligatorio repasar”.

De cualquier manera, la votación de este jueves, diez días después de aquel evento, al menos dejó claro a Vega que cuenta con el apoyo necesario para aprobar su moción, si no se vuelve a aprobar una sustitución de manera incorrecta y si Prendas mantiene su inhibitoria.

Ahora, todo quedará pendiente hasta la próxima sesión del grupo legislativo, la cual ocurrirá hasta la próxima semana.

Los cuestionamientos

El caso de Prendas fue denunciado desde octubre pasado; sin embargo su posible investigación sigue pendiente.

Desde entonces, la proponente de la investigación, Paola Vega, ha pedido a sus compañeros congresistas “dejar en la casa las banderas partidarias” y cumplir con su función de “fiscalizar el erario público”, incluidos los recursos de la Asamblea que pudieron ser girados de manera incorrecta al ahora congresista ahora independiente.

Vega recriminó que en el pasado “no se quiso investigar” la estructura paralela de financiamiento electoral en Restauración Nacional (PRN) que denunció el propio jefe restauracionista, Carlos Avendaño, quien denunció un supuesto mal uso de recursos electorales y fraudes hechos por representantes de la campaña de Fabricio Alvarado, quien lidera el grupo disidente de ese partido, del que al que fue candidato presidencial.

Ante esa situación, Vega aseguró que a Prendas “no le ha temblado el dedo para acusar y decirse abanderado de la ética, pero que en este caso nada está resuelto”.

El diputado Prendas, por su parte, sostiene que él es profesional en Ciencias Políticas y Priodismo, por lo que el pago por dedicación exclusiva no abarcaba ambas profesiones, a pesar de que el ligamen contractual con el partido dice lo contrario.

Así mismo, sobre las acusaciones de que han intentado boicotear la votación de la moción, sostienen que esa nunca ha sido la intención de sus acciones.

De cualquier manera, la diputada Vega aseguró ya haber enviado el caso de Prendas a la Procuraduría de la Ética Pública (PEP).

0 comments