País

Corte Plena evalúa establecer salario global para la Dirección General del OIJ

Concurso para designar a quien ocupe ese puesto se atrasará, pues la Corte decidió hacer una consulta para determinar si es factible que no se establezca con la norma vigente de salario base más pluses.

La idea de que el Poder Judicial de alguna manera se adelante a la entrada en vigencia de la Ley Marco de Empleo Público y fije el salario global -según establece esa norma- para la Dirección General del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) incidirá en que se atrase el inicio de la convocatoria a ese concurso.

Ello pues Corte Plena acogió por 14 votos contra tres una propuesta del magistrado Fernando Castillo, presidente de la Sala Constitucional, de hacer una consulta a la Dirección Jurídica del Poder Judicial, parta determinar si la iniciativa es legalmente procedente tal como fue propuesta en Corte Plena.

El Poder Judicial debe nombrar a quien asuma el cargo de manera definitiva, tras el sensible y sorpresivo fallecimiento de Wálter Espinoza el pasado 2 de noviembre. Esta mañana en Corte Plena, primero la magistrada Roxana Chacón pero después y con más vehemencia e insistencia la magistrada Iris Rocío Rojas abogaron por la idea de que el concurso para elegir a quien ocupe ese puesto tome en cuenta que se fijará un salario global, tal como lo manda la polémica Ley Marco de Empleo Público.

Esa normativa entrará en vigencia hasta marzo de 2023 y el Poder Judicial se encuentra en proceso de estudio para la adaptación de todas sus familias de puestos a las nuevas disposiciones. Una de ellas es precisamente la eliminación del esquema de salario base más pluses, como las anualidades, a uno de salario único o global para cada tipo de puesto.

Fue la magistrada Chacón quien planteó el tema primero. Su preocupación principal, sin embargo, fue que debía hacerse una revisión de los requisitos del puesto, no sólo desde el punto de vista de aplicación de acciones afirmativas que potencien la participación de mujeres en el concurso, sino para garantizar que quien ocupe el puesto tenga un conocimiento por ejemplo de las convenciones de derechos humanos pertinentes a las mujeres y poblaciones en vulnerabilidad, así como las recomendaciones de los comités que dan seguimiento a esos acuerdos.

Chacón planteó entonces la posibilidad de “revisar el salario”, en vista de que “habíamos dispuesto que íbamos a entrar al salario único, hay una comisión que trabaja para implementar la Ley de Empleo Público” y manifestó que “es una alternativa para revalorar algunos de los puestos que no se han podido tocar por disposiciones fiscales”.

Al respecto, el presidente de la Corte Orlando Aguirre observó que los requisitos para el puesto están establecidos en la Ley Orgánica del OIJ, por lo que se requiere una reforma legal para cambiarlos.

Quien asumió con ahínco el tema fue la magistrada Rojas, al plantear que “quien asume en este momento el OIJ no tendría el mismo salario que tuvo el jerarca anterior, porque él tenía muchos años de trabajar en el Poder Judicial y tenia antigüedad”.

“Este puesto podría ser el primero en dar el paso al salario global, lo que implicaría que no nos quedamos anclados a categorías que a la luz de política legislativa no tiene sentido actualizar plazas o puestos, cuando sabemos que la Ley de Empleo Público busca caminar al salario global”.

Vale la pena mencionar que Rojas se opuso a las propuestas de Chacón respecto a modificar requisitos en aras de una acción afirmativa, y se permitió decir que “las mujeres somos absolutamente capaces de ser madres, esposas, y tener doctorados y posgrados, yo misma soy un ejemplo de que sí se puede y creo que flaco favor se le hace a las mujeres quitándoles requisitos académicos”.

Posteriormente, Aguirre comunicó la Directora de recursos humanos le informó que la fijación del salario global es integral, y no particular, por lo que “si sacamos el concurso ahora tiene que ser con el sistema vigente”.

Rojas entonces pidió de nuevo la palabra para proponer que “podríamos dictar por la vía instrumental de una medida cautelar un salario global para esta plaza, de manera que mejore las condiciones, (ello) sujeto obviamente como medida cautelar a lo que finalmente se disponga en el proceso de recalificación”. Insistió en que “es el momento oportuno para dar paso”.

Entonces el magistrado Presidente de la Sala Constitucional dijo que compartía la propuesta de Rojas, “debiéramos de ir ya hacia lo que va la legislación”, pero ponderó que de previo a decidir si el concurso se plantea con salario global o compuesto, “prefería tener mayores elementos de juicio, por lo menos pedir informe a la asesoría jurídica para ver si es jurídicamente procedente”.

Así, antes de dar el paso con cualquier convocatoria a concurso para la Dirección del OIJ, se debe solventar este nuevo paso del proceso de esperar el criterio consultado.

Suscríbase al boletín

Ir al contenido