País

CCSS investigará caso estudiantes de Medicina sorprendidos en fiesta clandestina

Los estudiantes, de la Universidad de las Ciencias Médicas (Ucimed), realizaban sus rotaciones supervisadas de pediatría en el Hospital Nacional de Niños

La Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) informó que realizará las averiguaciones pertinentes respecto al caso de unos estudiantes de Medicina de la Universidad de las Ciencias Médicas (Ucimed) encontrados en una fiesta clandestina en Escazú, durante la madrugada del sábado pasado.

Los jóvenes serían estudiantes de último año, que realizaban su rotación supervisada en pediatría en el Hospital Nacional de Niños.

“Continuaremos indagando el caso a profundidad, esta es una situación indignante que requiere una investigación profunda y que se apliquen las medidas legales correspondientes”, dijo la directora de ese centro hospitalario, Olga Arguedas.

A través de una publicación en Facebook, la Policía Municipal de Escazú dio a conocer que, tras reportes de vecinos señalando “escándalos, consumo de licor y muchos vehículos en la vía”, unidades policiales acudieron al llamado: “se trataba de una fiesta clandestina, con cobro de entrada y brazaletes, dentro de una propiedad privada”.

En primera instancia, las autoridades emitieron una advertencia para terminar con la actividad, no obstante, esta no fue atendida por los organizadores del evento.

Cuando los oficiales procedieron a confeccionar las respectivas multas fueron informados de que tres de los presentes eran supuestos médicos, asegurando que uno de ellos trabaja para el Hospital México y los otros dos, para el Hospital Nacional de Niños:

“Lo más grave de esto es que, siendo ya las 3.30 de la madrugada, tenían que ingresar a ver a los niños a las 5 de la mañana”, reza el comunicado policial.

Al respecto, la CCSS aclaró que los involucrados no son funcionarios de esta entidad y calificó la situación como “un grave incidente”.

La Policía Municipal de Escazú señaló que 16 placas vehiculares fueron confiscadas, al tiempo que se confeccionó al menos una treintena de infracciones por diversos motivos.

En un comunicado, la Ucimed comentó que esta situación “corresponde a una conducta individual y aislada a las políticas de la universidad” y señalaron que, pese a que la entidad ha reforzado el llamado a la prevención dentro de la comunidad universitaria, “no es posible tener control sobre las decisiones de cada persona”.

El centro de estudios también aseguró que los estudiantes serán sometidos al proceso correspondiente y que tomarán las acciones debidas si se determina que los alumnos incurrieron en alguna conducta sancionable.

De la misma forma, la Ucimed exhorta a la población en general “a no bajar la guardia y a mantener las medidas de prevención de forma estricta”.

Ir al contenido