Rusia 2018 inicia con tres sorpresas y algunas historias

Argentina fue frenada por Islandia, Brasil tampoco pudo contra Suiza y Alemania fue víctima de México.

Luego de unos cuatro días del Mundial Rusia 2018, y tras 17 (de los 64) partidos disputados ya se han dado muchas sorpresas en la cancha.

Una de ellas fue el empate de Argentina ante la selección de Islandia el día sábado, equipo que hizo historia por partida doble: además de estrenarse en un mundial de fútbol con un empate, logró su primer gol con Alfred Finnbogasson, apenas cuatro minutos después del gol de Sergio Agüero para el subcampeón mundial actual.

La escuadra islandesa, todavía amateur, se plantó sin complejos y le jugó de tú a  tú a un elenco profesional con varios jugadores en las grandes ligas europeas y suramericanas, que casi no llegaba a Rusia por su mal desempeño en eliminatorias.

El día siguiente, los brasileños tampoco consiguieron ganarle a Suiza y se tuvieron que conformar con un empate a un gol, luego de los goles de Firmino para los cariocas y Steven Zuber para los helvéticos.

Hirving Lozano desató la locura de los mexicanos tras anotar para su selección el gol con que derrotaron a Alemania, actual selección campeona del mundo.

Pero el resultado que se trajo todas las quinielas abajo fue la inesperada victoria de México ante el campeón mundial Alemania, el domingo.

Con la anotación de Hirving Lozano los aztecas se llevaron la primera victoria sobre los teutones en mundiales luego de siete intentos. La escuadra alemana sigue sin ganar un juego en este 2018 y desde ya ve terminado su margen de error para defender su corona o por lo menos evitar convertirse en la tercera selección campeona mundial que de manera consecutiva se queda fuera desde la primera ronda, como le pasó a Italia en 2010 y a España en 2014.

Por otra parte, es casi una tendencia que gran parte de los juegos mundialistas se definan al mejor estilo de las “mejengas de barrio”; es decir, “el que mete un gol gana”, pues así fue como Uruguay arruinó el negocio de Egipto de salir ileso, Irán ganó el segundo partido de su historia mundialista frente a Marruecos, Dinamarca castigó un penal errado por Perú en el primer tiempo y Francia resolvió con una genialidad de Paul Pogba un partido intrincado ante Australia, donde ambas selecciones habían convertido un penal, por citar algunos ejemplos.

También se dieron dos juegos especiales para los amantes de los partidos con muchos goles: el de Rusia contra Arabia Saudí, donde la escuadra local, sin ser un dechado de virtudes, logró la goleada más amplia hasta este momento, un 5-0; y el duelo de la  Península Ibérica entre Portugal y España, que se saldó con un emocionante empate a 3 para una España a la que la salida de Lopetegui de su banquillo días antes no le afectó en nada.

El lunes, Suecia venció a Corea del Sur por marcador de 1-0, mientras que Inglaterra sufrió más de lo esperado para derrotar a Túnez con un 2-1 y Panamá se estrenó en las Copas del Mundo con una derrota 3-0 ante Bélgica, luego de un prometedor empate sin goles en el primer tiempo.

El martes fue el turno de la selección de Colombia, que no pudo cumplir su papel de favorita y, tras una expulsión tempranera, perdió ante la selección de Japón por 2-1, mientras que la Polonia del goleador Robert Lewandowski sucumbió ante el equipo de Senegal por ese mismo marcador.

Finalmente, la selección anfitriona, Rusia, se aseguró ya un lugar en la segunda ronda tras vencer de forma contundente a la selección de Egipto por 3-1, donde la figura del Liverpool, Mohammed Salah, poco pudo hacer por su equipo.

Marco Ureña disputa el balón con el serbio Duan Tadi, durante el partido que la selección nacional perdió en su debut en Rusia 2018.

Costa Rica contra las cuerdas

En lo que concierne a la selección de Costa Rica, luego de ganar en el país el fogueo de despedida 3-0 sobre una Irlanda del Norte en reconstrucción, no le ha salido nada bien en su viaje por Europa.

Apenas opuso resistencia ante Inglaterra y Bélgica (sucumbió 0-2 y 1-4), y cualquiera que pensara que contra Serbia, el primer oponente del equipo patrio, se recuperaría el buen nivel que se tuvo en Brasil 2014, se llevó un doloroso desengaño que amargó el Día del Padre en varios hogares.

La escuadra nacional no pudo capitalizar unos 25 minutos iniciales muy buenos donde se presionaba sobre la portería europea, y eso lo terminó pagando en el segundo tiempo con un tiro libre muy bien cobrado por Aleksandar Kolarov.

Ese gran gol fue suficiente para darle la victoria a los balcánicos y desde ya dejar al elenco dirigido por Oscar Ramírez con la guillotina encima, pues en el momento en que se acumule una nueva derrota, el sueño mundialista habrá llegado a su fin.

El empate entre los suizos y los cariocas puso este escenario, pues de caer contra alguno de los dos, necesariamente uno de ellos tendrá que llegar a cuatro puntos, mientras el onceno patrio estará limitado a un máximo de tres, que ya Serbia posee. Necesariamente, por los juegos de los serbios, también contra cariocas y helvéticos, alguno tendría que llegar a superar ese puntaje de tres.

Lo peor es que hay muchas posibilidades de que este se termine con tan solo el segundo juego, el viernes contra el favorito Brasil, salvo que se realice un partido literalmente perfecto –sobre todo de aguante atrás– y luego se busque aprovechar la mínima opción que quede.

Pero uno de los problemas radica en que de todos los juegos entre ambas selecciones apenas se les ha ganado una vez, y el resto han sido triunfos brasileños. Además, se nota que esta generación costarricense ya no tiene la resistencia física ni el nivel de su antecesora en Brasil 2014 y lo que posee apenas le alcanza por ratos.

Prueba de ello es la confesión del capitán Bryan Ruiz al final del partido ante los serbios. “Tengo que reconocer que después del minuto 70 estaba un poco desgastado de piernas por la situación de que estuve con bastante terapia por la espalda y no pude hacer el trabajo para estar al 100% en la parte física óptima para jugar los 90 minutos”.

Otros jugadores, y el mismo entrenador Ramírez, negaron las acusaciones de que la selección haya usado un planteamiento timorato y que haya algo qué reprocharse, lo que desató la ira en las redes sociales de la afición nacional, quienes los tacharon de poco autocríticos, mediocres y conformistas.

La selección de Islandia resistió y empató 1-1 ante la selección argentina de Lionel Messi.

Inauguración sobria y breve

La inauguración duró apenas 30 minutos y permitió mostrar un niño corriendo con una bola, acompañado de Ronaldo Luiz Nazario de Lima, exfutbolista brasileño, posteriormente a Iker Casillas sacando el trofeo con que ganaron en Sudáfrica 2010 de un cofre y, luego, la actuación de los cantantes Robbie Williams y Aida Garifullina. Además, se escucharon los discursos tanto del presidente ruso Vladimir Putin, como del jerarca de la FIFA, Gianni Infantino.

Sin embargo, el hecho de que fuese corta no la hizo menos vistosa, pues fue colorida y memorable, aunque al final el cantante Williams remató con un gesto obsceno frente a las cámaras.

Investigación por gradas vacías

De acuerdo con la FIFA, en todos los partidos mundialistas se debe agotar el boletaje repartido y los estadios deben estar llenos. Sin embargo, esto no sucedió en el juego entre uruguayos y egipcios disputado en el Arena Ekaterimburgo.

Se tenían asignados más de 32.000 boletos, pero quedaron varios claros en distintas partes del estadio. Esto motivó al máximo ente federativo del fútbol mundial a investigar el por qué tantas gradas vacías para evitar que esto se repita.

VAR utilizado en pocas ocasiones

Luego de estos juegos, el arbitraje por video asistencia (VAR, por sus siglas en inglés) ha sido utilizado muy poco, pero sus usos hasta el momento han sido determinantes en momentos específicos: como el penal que se señaló a favor de Francia ante Australia o el de Perú ante Dinamarca.

Otro uso fue para determinar si hubo un golpe en la cara de Johnny Acosta, lo que le valió la amonestación al serbio Aleksandar Prijović.

Sin embargo, una de las mayores quejas que existen es que este recurso realmente no es eficaz porque la última decisión sigue en poder del árbitro central, que puede decidir cuándo utilizarlo, y aún tiene la potestad de señalar algo opuesto a lo que se ve en el video.

Sus defensores creen que aún se debe dar tiempo, pues apenas se está utilizando de manera incipiente.


Warning: file_get_contents(https://graph.facebook.com/?ids=https://semanariouniversidad.com/deportes/rusia-2018-inicia-con-tres-sorpresas-y-algunas-historias/): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /home/alfred06/public_html/wp-content/themes/abomb-child/elements/element.php on line 80
0 comments